El oro bajó el lunes tras sondeos que mostraron que la campaña para que el Reino Unido permanezca en la Unión Europea (UE) ganó algo de fuerza, lo que incentivó el interés por activos considerados de riesgo y disparó un repunte de las acciones.

La semana pasada, el temor a un Brexit (separación del Reino Unido de la Unión Europea) impulsó al oro a sus precios más altos en casi dos años, mientras que los contratos en euros y en libras alcanzaron máximos en tres años.

Sin embargo, tres sondeos de opinión antes del referéndum que tendrán los británicos el jueves mostraron que la opción de Permanecer ganó algo de impulso, aunque el cuadro general sigue mostrando una votación muy cerrada entre quedarse o no.

En las últimas operaciones, el oro al contado perdió 0.8%, a 1,288.50 dólares la onza, recuperándose levemente de un mínimo intradía alcanzado más temprano a 1,277.34 dólares.

En tanto, los futuros de oro en Estados Unidos para entrega en agosto bajaron 0.2%, a 1,292.10 dólares la onza.

Las bolsas globales subieron y la libra esterlina se fortaleció, mientras que activos considerados de refugio, como la moneda de Japón, el yen, cotizaron a la baja.

CPM espera que los precios del oro bajen tras el referéndum británico del jueves, sin importar el resultado , indicó CPM Group, en una nota. Podría bajar más si gana la opción ‘Permanecer’ y menos con un voto por ‘Salir’, pero nosotros esperamos que caiga con fuerza , agregó la nota.

Los fondos de cobertura y los administradores de dinero llevaron sus posiciones optimistas en el oro al nivel más alto en casi cinco años, en la semana terminada el 14 de junio, según datos oficiales de Estados Unidos publicados el viernes.

La plata retrocedió 0.1%, a 17.46 dólares por onza, mientras que el platino subió 1.8%, a 984.86 dólares la onza.

El paladio, que el viernes tocó un precio mínimo desde el 25 de mayo del 2016, ganó 2.5%, a 544.76 dólares la onza.