En una época en la que aún se esperan más alzas en las tasas de interés, Montepío Luz Saviñón aprovechará el financiamiento bursátil para hacer una emisión de deuda revolvente por hasta 1,500 millones de pesos en la Bolsa mexicana.

Según el prospecto preliminar de la colocación, los recursos captaos con la venta de certificados serán invertidos en capital de trabajo y en sustituir sus pasivos.

El programa tendrá una vigencia de cinco años, periodo en el que la empresa podrá realizar varias emisiones.

Bien calificado

En el 2014, la institución prendaria lemitió deuda por 1,500 millones de pesos, con vencimiento en noviembre del 2019.

Este programa obtuvo calificaciones crediticias altas por parte de las agencias calificadoras HR Ratings de México y Verum Calificadora de Valores, quienes consideraron que ofrece seguridad para el pago oportuno de sus pasivos y presenta muy bajo riesgo de incumplimiento crediticio bajo un escenario económico débil.

La firma surgida en 1902 tiene presencia en 10 estados del país y hasta finales del 2015 (sus datos más recientes) contaba con 207 sucursales.

Hasta dicho periodo, el saldo de cartera crediticia de Montepío Luz Saviñón fue de 1,410 millones de pesos, de los que 77% estaba garantizada por prendas de oro, 6% por relojes finos y joyería con piedras preciosas y 17% por otro tipo de artículos.

Durante el segundo trimestre del 2015, otorgó 489,000 nuevos préstamos, con un valor promedio de 2,611 pesos, por un total de 1,276 millones de pesos, mientras que en el mismo periodo del 2014, los créditos sumaron 503,000, con un promedio de 2,165 pesos o un total de 1,089 millones de pesos.

judith.santiago@eleconomista.mx