En la sesión de este jueves el petróleo mexicano de exportación ganó 14 centavos de dólar con relación a la jornada de ayer, y se ofertó en 65.61 dólares el barril, informó Petróleos Mexicanos (Pemex).

Por su parte, Banco Base señaló que las mezclas de petróleo como el West Texas Intermediate (WTI) y el Brent, de referencia en Estados Unidos y Europa, respectivamente, concluyeron la sesión con un retroceso en su cotización, al contraerse 1.37 y 0.46 por ciento cada una.

A pesar de que ambas mezclas registraron ganancias durante gran parte de la jornada, debido al optimismo en torno a las sanciones de Irán y la eliminación de las exenciones en sus exportaciones, sus precios no pudieron continuar al alza después de los comentarios de Thamer Ghadhban, ministro de Energía de Irak.

El ministro irakí afirmó que el gobierno de su país acordó reunirse con el gobierno kurdo, región semiautónoma del país, para discutir sobre las exportaciones y producción de petróleo de dicha zona, así como del posible aumento en la generación de hidrocarburo en los campos de Kirkuk, hasta en un 50 por ciento.

Lo anterior, aunado al hecho de que los inventarios y la producción de crudo de Estados Unidos siguen en aumento, llevó a los participantes del mercado a especular que tal vez la oferta global no será tan limitada como previamente se creía.

Ante este escenario, el West Texas Intermediate (WTI) bajó 68 centavos de dólar y se ofertó en 65.21 dólares el barril, mientras que el Brent perdió 22 centavos de dólar, para cotizar en 74.35 dólares el tonel, de acuerdo con información de Bursamétrica.