Durante el 2016, una de las palabras más usadas fue volatilidad.

Eventos como el Brexit, los acuerdos y desacuerdos de la OPEP y el movimiento de la tasa de interés por parte de la Reserva Federal (Fed), fueron determinantes en las cotizaciones de las materias primas y en el tipo de cambio.

Los precios del petróleo fueron los grandes vencedores durante el 2016. La mezcla mexicana de exportación, el Brent y el WTI tuvieron alzas de 69.46, 52.41 y 45.03%, respectivamente.

Entre los metales, el cobre presentó un mejor rendimiento que el oro y la plata, gracias al impulso que recibió del plan de infraestructura que Donald Trump, que se espera sea de 1 billón de dólares. El metal rojo ganó 16.01% el año pasado.

El centenario, la moneda de oro más popular de México, ganó 31.91% en el 2016 , al ubicarse en 31,000 pesos a la venta, dad la depreciación que sufrió el peso mexicano.

Los movimientos del mercado de cambios durante 2016, estuvieron determinados por la especulación sobre la normalización de la política monetaria de la Fed, evolución del precio del petróleo y la desaceleración de algunas economías como fue caso de China.

De las monedas a nivel mundial, el peso mexicano resultó la más golpeada al experimentar una depreciación acumulada durante 2016 de 19.92%, al pasar de un precio de 17.2120 pesos a 20.6400 pesos por dólar, con cotizaciones máximas de 21.3897 pesos.

Con el objetivo de reducir las presiones alcistas del tipo de cambio, el Banco de México (Banxico) tomó la decisión de subir cinco veces su tasa de referencia por un total de 250 puntos base durante 2016, llevándola hasta un nivel de 5.75 por ciento.

La divisa del Reino Unido (libra esterlina) fue otra de las monedas más golpeadas durante el año pasado, tras registrar una pérdida de valor de alrededor de 16.36%, seguida por la corona sueca que reportó una depreciación de 7.86% en el mismo periodo.

La depreciación de la libra esterlina resultó básicamente por la inquietud que existe sobre la evolución de la economía de Inglaterra, una vez que comience el proceso de la salida del Reino Unido de la Comunidad Económica Europea.

Dentro de los fuertes movimientos volátiles el mercado de cambios, existieron monedas que mostraron importantes apreciaciones frente a la divisa estadounidense, como fue el caso del real brasileño, que durante 2016 registró una recuperación de alrededor de 17.81 por ciento.

undefined

valores@eleconomista.mx