El peso mexicano opera con ganancias contra el dólar estadounidense la mañana de este miércoles. El tipo de cambio se ubica en 19.8443 unidades contra un cierre de 19.9050 unidades ayer, con el dato del Banco de México (Banxico).

El movimiento en el par significa para la moneda mexicana una ligera apreciación de 6.07 centavos, equivalentes a una variación de 0.31 por ciento. Opera en un rango cerrado entre 19.8911 unidades y un registro mínimo de 19.8157 pesos.

 

La ligera mejora de este miércoles se observa después de la publicación de decepcionantes datos del mercado laboral estadounidense de julio, los cuales resultan claves para anticipar el futuro de la política monetaria de la Reserva Federal.

Las contrataciones del sector privado de Estados Unidos aumentaron en 330,000 el mes pasado, por debajo de la cifra esperada por analistas de 695,000, de acuerdo con el reporte del procesador de nóminas ADP publicado esta mañana.

"El reporte cobra más relevancia de lo habitual, después de que, Jerome Powell, presidente de la Fed, dijo que aún están algo lejos de un progreso sustancial hacia la meta de máximo empleo", afirmaron analistas de Banorte en una nota.

Luego del informe, el Índice Dólar (DXY), que mide a la divisa estadounidense contra una canasta conformada por seis monedas de referencia, pierde -0.25% a 91.85 puntos, factor que alimenta la pérdida contra las divisas emergentes.

Ahora el mercado espera la publicación de la cifra de nóminas no agrícolas y de la tasa de desempleo, que se darán a conocer el viernes. Los datos también son importantes para las decisiones del Banxico y afectan directamente al peso.

jose.rivera@eleconomista.mx