Los niveles alcanzados por la mezcla mexicana de importación, de 40 dólares por barril, podría mantener al tipo de cambio por arriba de los 14 pesos por dólar en los próximos meses, coincidieron analistas económicos.

El tipo de cambio en días anteriores alcanzó un precio máximo de 14.990 pesos por dólar en operaciones al mayoreo; sin embargo, en las negociaciones al menudeo (ventanilla bancos) llegó a cotizar hasta en 15.30 pesos.

Existe el consenso de que en el mediano plazo la divisa mexicana difícilmente bajará de los 14 pesos por dólar, por la menor entrada de flujos debido a la baja en los precios internacionales del petróleo, además de la caída de la producción petrolera.

La cotización registrada de la mezcla de 40 dólares por barril tendría un efecto inmediato sobre la economía real, sobre todo por las expectativas de presiones inflacionarias, tras la devaluación del peso mexicano , comentó Gabriela Siller, directora de Análisis Económico y Bursátil de Banco Base.

En los recientes pronósticos de Banco Base, estiman un rango de fluctuación de la paridad peso-dólar de entre 13.80 y 14.30 pesos, sin embargo el promedio se encontraría en 14.05 pesos por dólar durante este año.

Mayor inflación

Siller comentó que la perspectiva de tener un tipo de cambio por arriba de los 14 pesos por dólar presionaría a los precios al consumidor, ante los incrementos esperados de los productos elaborados con la importación de materias primas.

Mencionó que en el corto plazo, la baja en el precio de la mezcla mexicana afectará a las finanzas públicas del gobierno federal, por lo que existe la posibilidad de que incurra en un mayor endeudamiento, lo cual podría genera presiones inflacionarias en el largo plazo. El precio del crudo seguirá bajo durante el 2015 y parte del 2016, debido a que en el mediano plazo no habrá un acuerdo entre los productores de petróleo (Estados Unidos y Arabia Saudita) , refirió la entrevistada.

El director general del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC), José Luis de la Cruz Gallegos, destacó que bajo el supuesto de mantenerse la mezcla mexicana sobre los 40 dólares por barril, habría un efecto inmediato sobre las inversiones en el sector.

Explicó que moderaría la perspectiva de inversión de las empresas que estaban interesadas en el ramo energético, ya que no es lo mismo una planeación financiera con una cotización el petróleo en 80 dólares, que hacerlo a menos de 40 dólares por barril .

Dijo que otro de los efectos de la caída en el precio del petróleo es la entrada de menores flujos para las arcas del gobierno, por lo que habrá una afectación a la economía real , es decir la Secretaría de Hacienda podría reducir los montos de los programas sociales.

El especialista adelantó que los niveles actuales de la mezcla mexicana podrían afectar la perspectiva de inversión y bajo ese contexto habría una inversión moderada, lo cual limitaría el crecimiento de la economía interna, para la que a lo mucho se esperaría un avance de 3% para los siguientes años.

El petróleo ha perdido la mitad de su valor

Los precios del petróleo terminaron el jueves con pocos cambios por segundo día consecutivo, luego de que datos de empleo mejores a lo esperado en Estados Unidos ayudaron al mercado a mantenerse estable tras haber perdido 10% en la semana.

La estabilidad del petróleo, sin embargo, sería breve debido a que el mercado continúa a la baja, buscando un piso al segundo mayor desplome de los precios del crudo en la historia, dijeron operadores.

Algunos operadores creen que los precios del petróleo podrían estar en una encrucijada, luego de perder más de la mitad de su valor desde los máximos que alcanzaron en junio, y que eso podría explicar que el Brent se haya sostenido por encima de 50 dólares desde el miércoles.

Otros creen que el mercado sólo está tomando un respiro antes de seguir cayendo.

El crudo Brent perdió 19 centavos o 0.37% a 51.15 dólares por barril. Había caído a 49.66 dólares el miércoles, alcanzando su nivel más bajo en más de cinco años y en los primeros dos días de esta semana había perdido más de 5 dólares, o cerca de 10 por ciento.

El crudo de Estados Unidos subió 14 centavos o 0.28%, a 48.79 dólares, después de tocar un mínimo de cinco años y medio, a 46.83 dólares en la sesión previa.

La mezcla mexicana de exportación cerró con un alza de 1% a 40.47 dólares por barril.

Datos divulgados el jueves mostraron que las solicitudes de beneficios de desempleo en Estados Unidos cayeron la semana pasada, mientras que un reporte separado reveló que los empleadores estadounidenses anunciaron un total de 483,171 despidos en el 2014. Eso fue 5%menos que en el 2013 y la menor cifra desde 1997.

Los datos mensuales de las nóminas de diciembre, que deben entregarse el viernes, mostrarían que por undécimo mes consecutivo se crearon más de 200,000 puestos de trabajo.

Las expectativas de que el BCE pueda recurrir a medidas de estímulo luego de una serie de débiles datos económicos e importaciones récord de China en diciembre, posiblemente debido a precios atractivos, también ayudaron a la confianza, dijeron operadores.

Los mayores comercializadores de crudo del mundo han comenzando a contratar supertanqueros para almacenar petróleo en el mar, marcando un hito en el aumento del exceso de oferta global.

Precios del petróleo

[email protected]