Una mayor caída en los precios del petróleo restará brillo a la reforma energética, sobre todo en algunos de los proyectos de la Ronda Uno, que se vinculan con yacimientos de extracción compleja, shale gas y de aguas profundas.

Salvador Galindo, director de Inversiones, Fondos y Mandatos de Sura, mencionó que, sin embargo, los esquemas de aguas someras se licitarán conforme al calendario, por lo que no sufrirán ninguna modificación.

El directivo del grupo financiero colombiano, insistió en que los recursos que se destinarían a los proyectos más complejos se redirigirán hacia yacimientos mexicanos de extracción más cómoda, pero no creemos que eso impida o dé al traste con la Ronda Uno .

Lo que veremos, dijo, será un reacomodo de los inversionistas y de sus estrategias, que también será resultado de la alta volatilidad, por la amenaza de un aumento en las tasas de interés por parte de Estados Unidos.

Tarda en madurar

El directivo manifestó que las inversiones que se relacionan con el sector energético tardan muchos años en madurar, pero por los niveles en los que se ubica el precio del petróleo, algunas de las inversiones no son tan atractivas y se postergarán .

Reconoció que si bien se espera que el precio del crudo se ubique en niveles mayores a los actuales en los próximos meses, no sería en los rangos de 100 dólares en promedio por barril (...) y creemos que será muy difícil que regrese a estos precios .

En lo que respecta a un impacto para las finanzas públicas nacionales, explicó que las coberturas petroleras permitirán que en este año el panorama no se deteriore y los riesgos se mitiguen.

Galindo consideró que una desaceleración en la economía de Estados Unidos haría sufrir a México ; no obstante, en la actualidad hay diversos elementos que permiten pronosticar que la economía norteamericana crecerá por encima de su potencial .

Reconoció que todavía persisten riesgos geopolíticos en Europa del Este y Medio Oriente, así como eventos terroristas que generan desánimo entre los inversores.Mencionó que en el 2014 se observó una desaceleración en el crédito de instituciones al sector privado y creemos que la reforma al sector financiero impediría un mayor deterioro y evitaría un freno en el consumo e inversión .

Otro de los riesgos que se percibe, agregó, se vincula con los eventos violentos en algunos estados del país, ya que ello genera un clima de tensión que se podría profundizar en la medida que se acerque el periodo electoral de julio.

Un escenario de mayor visibilidad de corrupción y violencia podría crispar los ánimos y ello afectaría la confianza de los inversionistas y empresas pequeñas y medianas, quienes estarán atentas al desenvolvimiento de estos acontecimientos , afirmó el directivo de Sura.

Salvador Galindo insistió en que el consumo será una pieza clave para el crecimiento económico del país, pero hasta el momento se presentaron varios elementos que no ayudaron a detonarlo, tal es el caso de la reforma fiscal, las tensiones sociales, la violencia y la corrupción .

[email protected]