Los Fideicomisos de Inversión en Bienes Raíces (Fibras) del sector hotelero mantienen una trayectoria positiva en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) en este 2021. Fibra Hotel (FiHo) ha repuntado 35.26% y Fibra Inn casi 6 por ciento.

FiHo, cuyos certificados bursátiles fiduciarios inmobiliarios (CBFIs) cotizan en 5.83 pesos, ya ha rebasado el precio de 3.83 pesos que fue el más bajo registrado durante el año pasado.

Por su parte, los papeles de Fibra Inn se negocian en 4.29 pesos, nivel que está aún por debajo de los 4.37 pesos al que llegó el 11 de septiembre del 2020, el más bajo registrado durante la pandemia.

Armando Rodríguez, director general de Signum Research, explicó que el repunte de doble dígito en la cotización de FiHo puede explicarse por los resultados que ha reportado y por su diversificación geográfica, ya que los hoteles que opera se ubican en el centro, bajío y norte de la República Mexicana.

“El panorama para FiHo nos dice que para el tercer o cuarto trimestre pueda lograr ocupaciones más cercanas a niveles prepandemia”, dijo.

La tasa de ocupación del FiHo fue de 36.4% en el primer trimestre del 2021, frente al 50.3% del mismo periodo del 2020. Reportó un flujo operativo (EBITDA) de 81 millones de pesos en el primer trimestre de este año.

Rodríguez destacó que aunque las operaciones de Fibra Inn están más concentradas en el norte del país ya se ha visto un avance secuencial en sus tasas de ocupación.

“Esto no quiere decir que Fibra Inn se quede rezagada en el año, estamos a la espera de ver sus resultados del segundo trimestre. En junio se vieron buenos resultados en sus indicadores operativos”, dijo.

La ocupación de Fibra Inn en junio cerró en 53.3% y en mayo en 49.4%, por lo que se advierte un avance. Entre enero y marzo reportó ingresos netos operativos por 69.2 millones de pesos, 58.5% menores a los registrados en igual lapso del primer trimestre del 2019, año previo a la pandemia.

Rodríguez dijo que el sector se recupera, pero el grado y la velocidad con el que siga avanzado dependerá de la evolución de la pandemia.

judith.santiago@eleconomista.mx