La Bolsa Mexicana de Valores (BMV) concluyó las negociaciones de este martes con una marginal ganancia. El mercado accionario mexicano cerró con pocos cambios a pesar del buen reporte trimestral de la gigante minera Grupo México, debido a que los inversionistas mostraron cautela por factores externos.

El referencial índice S&P/BMV IPC, integrado por las acciones de las 35 emisoras de más valor por capitalización y liquidez en México, subió 0.03% para cerrar en 50,910.53 puntos, mientras que el índice FTSE BIVA, de la Bolsa Institucional de Valores (Biva), ganó 0.07% para cerrar en un nivel de 1,044.33 puntos.

S&P/BMV IPC

Al interior del índice de referencia, la mayoría de sus valores cerraron con avances, con 19 avances, 15 retrocesos y un componente sin cambios. Las mayores ganancias fueron de Grupo Carso, con 2.12%; Quálitas, con 1.99%; Coca-Cola Femsa, con 1.90%, y la acción de Grupo México, con 1.58% tras su reporte.

Grupo México, uno de los mayores productores de cobre del mundo, informó hoy que sus ganancias aumentaron 67% a tasa interanual en el segundo trimestre a 1,027 millones de dólares, gracias a los precios de ese metal. Las tres compañías que ganaron más que la minera también reportaron recientemente.

Factores de cautela

La Reserva Federal (Fed) estadounidense dará a conocer mañana su decisión de política monetaria y el futuro de sus programas de estímulos y compra de bonos. La recuperación económica estadounidense ha sido el motor de impulso de la bolsa local, por lo que los inversionistas esperan que ambos sigan.

Por otra parte, los esfuerzos del gobierno chino por regular a las compañías del sector tecnológico ha provocado un aumento en la volatilidad que llevó a las bolsas en Estados Unidos ha cierres negativos. Estas inquietudes podrían contaminar precios en mercados emergentes, explicó la firma Ci Banco.

jose.rivera@eleconomista.mx