Casi 100 cuerpos sin vida fueron recuperados de un deslizamiento de tierra en una mina de jade en el estado de Kachin, en el norte de Myanmar, dijeron autoridades locales el domingo, mientras se desvanecían las esperanzas de que otras cien personas que continúan desaparecidas sean encontradas con vida.

El deslizamiento se produjo cuando una montaña de escombros mineros colapsó en las primeras horas del sábado en Hpakant, un área que produce algunos de los jades de más alta calidad en el mundo.

Hasta las 0930 GMT del domingo, habían sido recuperados 97 cuerpos de la zona del deslave, dijo Tin Swe Myint, jefe del Departamento de Administración del Municipio de Hpakant.

NOTICIA: Sismo en Birmania cobra la vida de 25 personas

Se espera que la cifra aumente, pero aún no está claro exactamente cuántas personas podrían seguir bajo tierra. "No sabemos exactamente cuántas personas fueron enterradas porque no tenemos ninguna información sobre las personas que viven ahí", dijo a Reuters vía telefónica.

"Era sólo un suburbio con estos (...) trabajadores viviendo en carpas improvisadas. Nadie sabe con certeza cuántos eran ni de donde venían", agregó.

Los trabajadores, muchos de ellos migrantes procedentes de otras partes del país, trabajan largas jornadas en condiciones peligrosas por poco dinero en busca de las piedras preciosas.

NOTICIA: Myanmar otorga amnistía a 514 presos políticos

El deslizamiento se produjo cerca de las 3 a.m. hora local, cuando muchos mineros dormían, dijo Ko Sai, un minero que se encontraba durmiendo en un campamento cercano. No estaba claro qué provocó el deslave en la montañosa región, que está casi fuera del alcance de los extranjeros.

Más temprano, un funcionario de la brigada de bomberos de Hpakant dijo a Reuters por teléfono que un estimado de 100 personas siguen desaparecidas.

abr