La cápsula de Blue Origin que transportaba al hombre más rico del mundo, Jeff Bezos, y a otros tres tripulantes aterrizó en el desierto del oeste de Texas tras traspasar alcanzar el espacio, según mostró la transmisión en directo de la compañía.

El compartimiento descendió flotando sobre tres paracaídas gigantes antes de disparar un retropropulsor, lanzando una nube de arena mientras aterrizaba suavemente a una o dos millas (kilómetros) por hora.

Foto: Reuters

"Un grupo muy feliz de personas en esta cápsula", dijo Bezos.

Jeff Bezos, la persona más rica del mundo, se elevó el martes unos 107 kilómetros por encima del desierto de Texas a bordo de la nave New Shepard y volvió a salvo a Tierra, en un histórico vuelo suborbital que ayuda a inaugurar una nueva era de turismo espacial comercial privado.

"El mejor día de mi vida", dijo Bezos después de que la cápsula espacial tocó tierra, generando una nube de polvo en el suelo desértico.

El multimillonario estadounidense de 57 años, que vistió un traje de vuelo azul y un sombrero de vaquero, estuvo acompañado por tres tripulantes para el viaje al límite del espacio, que duró unos 10 minutos y 20 segundos. Tras aterrizar y salir de la cápsula, Bezos y el resto de tripulantes intercambiaron abrazos y descorcharon champaña, mojándose entre ellos.

La tripulación pudo experimentar de tres a cuatro minutos de ingravidez mientras admiraba la curva de la Tierra y el negro del resto del universo desde las grandes ventanas de la cabina.

El cohete New Shepard, al que va adosado la cápsula que llevó a Bezos y otros tres pasajeros a bordo, despegó de la base espacial de la compañía en el desierto de Texas a las 8:11 horas locales, con unos minutos de retraso. La nave espacial encendió sus motores BE-3 para un despegue desde las instalaciones del sitio de lanzamiento uno de Blue Origin, a unos 32 kilómetros de la ciudad rural de Van Horn. En general, hubo cielos despejados con algunas nubes irregulares en una mañana fresca para el lanzamiento.

Bezos, fundador del gigante del comercio electrónico Amazon.com Inc, y su hermano Mark Bezos, ejecutivo de una firma de capital riesgo, fueron acompañados en el vuelo por otras dos personas. La pionera aviadora Wally Funk, de 82 años, y el recién graduado de la escuela secundaria Oliver Daemen, de 18 años, se convertirán en las personas de más edad y más jóvenes en llegar al espacio.

Funk formó parte del llamado grupo Mercury 13 de mujeres que se entrenaron para ser astronautas de la NASA a principios de los sesenta, pero fueron descartadas por su género.

Daemen, el primer cliente de pago de Blue Origin, asistirá en septiembre a la Universidad de Utrecht (Países Bajos) para estudiar física y gestión de la innovación. Su padre dirige la empresa de gestión de inversiones Somerset Capital Partners.

La misión se realizó nueve días después de que el británico Richard Branson participó del exitoso vuelo suborbital inaugural de su empresa de turismo espacial competidora Virgin Galactic desde Nuevo México.