Washington. La heroína y los analgésicos que requieren receta están entre las drogas que amenazan más a Estados Unidos, de acuerdo con la última evaluación de la DEA.

Chuck Rosenberg, administrador interino de la Administración de Control de Drogas (DEA, por su sigla en inglés), dijo que hubo más de 46,000 sobredosis por drogas en el 2013. Aproximadamente la mitad ocurrió con fármacos que requieren receta médica y 8,000 más con heroína, indicó.

Tristemente, este informe confirma lo que ya sabíamos desde hace algún tiempo , dijo a los reporteros.

La Evaluación Nacional de Amenaza por Drogas realizada por la DEA en el 2015 halló que la heroína es la más popular entre los que consumen drogas en el noreste y en la región centro-norte, aunque la disponibilidad de ese poderoso narcótico en las calles se ha incrementado en todo el país y su uso se elevó en alrededor de 50% entre el 2013 y el 2014. Las incautaciones de la droga casi se duplicaron entre el 2010 y el 2014, de 2,761 kilos a 5,013 kilos.

Rosenberg dijo que el mercado de heroína en Estados Unidos en gran medida recibe sus suministros de los poderosos y violentos cárteles mexicanos.

La metanfetamina, que también es suministrada por estos mismos grupos delictivos, fue enlistada por la DEA como otra de las drogas que más amenazan a los estadounidenses.

Una tendencia positiva, dijo Rosenberg, fue el declive en el uso y la disponibilidad de la cocaína. En el 2014, la posibilidad de conseguir esta droga se estabilizó en niveles normales nuevos bastante por debajo de los niveles de disponibilidad observados antes del 2007 . Ése fue el primer año en que los agentes antinarcóticos detectaron un declive significativo en la disponibilidad de esta droga.