El gobierno de Estados Unidos anunció este martes que otorgará a Puerto Rico 18,500 millones de dólares en subvenciones de recuperación de desastres para ayudar a la isla a reparar casas, negocios y su desbaratada red eléctrica, dañados tras el paso del huracán María.

Se trata de la mayor cantidad jamás otorgada por el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano de Estados Unidos, dijo la subsecretaria Pamela Patenaude durante una visita al territorio estadounidense.

"Nuestra meta es que la gente regrese a sus hogares, que la gente vuelva a trabajar y que se construya un Puerto Rico más fuerte para las generaciones futuras", declaró.

Patenaude dijo que los funcionarios de planificación de Puerto Rico desarrollarán un plan de recuperación de desastres en las próximas semanas.

El anuncio se produce en momentos en que 54,000 usuarios de la red eléctrica de la isla siguen sin el servicio, más de seis meses después del paso del huracán de categoría 4.

Las autoridades han dicho que esperan que la electricidad sea restaurada completamente en toda la isla para mayo, apenas días antes de que comience oficialmente la temporada de huracanes en el Atlántico.

El Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano ya había asignado 1,500 millones de dólares a Puerto Rico en febrero para actividades de recuperación después del huracán.

María azotó la isla el 20 de septiembre y causó más de unos 100,000 millones de dólares en daños. Destruyó alrededor de 70,000 viviendas y dañó otras 300,000.

erp