Cuadrillas de rescatistas con excavadoras y sus propias manos se apresuraban para sacar sobrevivientes de entre los escombros dejados por un fuerte terremoto que destruyó el miércoles tres poblados en la parte central de Italia.

La cifra de fallecidos subió a 159, pero el total de personas muertas o desaparecidas era incierto debido a la presencia de miles de vacacionistas en el área durante los últimos días del verano.

Los residentes fueron despertados antes del amanecer por el movimiento telúrico y emergieron de sus derrumbadas casas para encontrarse con lo que describieron como escenas apocalípticas similares al infierno de Dante , con manzanas completas de edificios convertidas en montones de arena y piedra, polvo denso que hacía el aire irrespirable y un fétido olor a gas.

El terremoto de magnitud 6.2 ocurrió a las 3:36 de la madrugada y se sintió a lo largo de una amplia sección del centro de Italia, incluida la capital, Roma, donde los residentes sintieron el largo sismo y las réplicas que le siguieron. El temblor sacudió la región de Lazio así como la de Umbría y Le Marche, en la costa del mar Adriático, una zona altamente sísmica en la que se han registrado terremotos fuertes en el pasado.

Decenas de personas fueron sacadas con vida por equipos de rescate y voluntarios que llegaron de varias partes del país.

Un potente terremoto sacude el centro de Myanmar

Un potente sismo sacudió Myanmar el miércoles, el cual causó al menos cuatro muertes y averió casi un centenar de pagodas antiguas en Bagan, una de las excapitales e importante centro turístico del país, según las autoridades.

El sismo de magnitud 6.8 tuvo su centro unos 25 kilómetros al oeste de Chauk, una zona al oeste de Bagan, indicó el Servicio Geológico de Estados Unidos. El epicentro se registró a gran profundidad, a unos 84 kilómetros de la superficie. Los terremotos profundos suelen causar menos daños en la superficie.

Por lo menos 185 pagodas antiguas en Bagan sufrieron daños, informó el Ministerio de Asuntos Culturales y Religiosos en un comunicado. Bagan, también conocida como Pagan, contiene unas 2,200 de tales estructuras construidas entre los siglos X y XIV; muchas están descuidadas, pero otras han sido restauradas con ayuda de la UNESCO.

El epicentro es una zona donde los sismos son bastante comunes, pero no suelen causar muchas víctimas porque no hay centros densamente poblados allí. No obstante, los reportes de daños de las aldeas vecinas a veces tardan mucho en llegar.

El temblor se sintió también en una media decena de provincias en la vecina India, donde la gente abandonó corriendo sus edificios y viviendas. En Bangkok varios edificios se remecieron. No hubo de inmediato reportes de daños en ninguno de los dos países.