Al menos 120,000 sirios resultaron desplazados desde fines de septiembre, cuando comenzaron los bombardeos aéreos rusos en Siria, acusó este miércoles 4 de noviembre Estados Unidos.

"Desde que comenzaron los ataques rusos en Siria, al menos 120,000 sirios fueron desplazados, debido a la ofensiva del régimen apoyada por los ataques rusos en las ciudades de de Hama, Alepo e Idleb", dijo la secretaria de Estado adjunta para Medio Oriente, Anne Patterson, ante la Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara de Representantes del Congreso estadounidense.

NOTICIA: Al Qaeda en Siria ofrece 3.4 mdd por la cabeza de Assad

La cifra había sido divulgada la semana pasada por la ONU, pero es la primera vez que el gobierno estadounidense las retoma para acusar directamente a Moscú.

NOTICIA: La estrategia en Siria "no ha cambiado": Casa Blanca

En tanto, la secretaria de Estado adjunta para Europa, Victoria Nuland, que también participó de la audiencia ante la Comisión, dijo que "desde el inicio de las operaciones de combate rusas en Siria, Grecia registró el flujo semanal migratorio más elevado en lo que va de 2015, con unos 48,000 refugiados y migrantes pasando de Turquía a Grecia".

NOTICIA: Bashar al-Assad agradece a Putin ataques aéreos

Patterson estimó asimismo que "la intervención militar rusa (en Siria) exacerbó peligrosamente un ambiente ya complejo".

Y reiteró que "los ataques rusos han apuntado fundamentalmente a regiones en las que el Estado Islámico no está presente, teniendo en cambio como objetivo a la oposición siria moderada".

rarl