Los Gobernantes de la Unasur eligieron este martes al expresidente argentino Néstor Kirchner, peronista socialdemócrata, como su primer jefe político, entre objeciones de vecinos y elogios de colegas.

De inmediato, el esposo de la presidenta argentina Cristina Fernández juró el cargo ante el Consejo de Jefes de Estado del bloque y aseguró que lo hace para asegurar el proceso de integración latinoamericana .

Kirchner tomó juramento en el auditorio del hotel donde sesiona la reunión a 70 kilómetros de Buenos Aires.

Al nuevo dirigente de la Unión Sudamericana de Naciones (Unasur), marido de la presidenta Cristina Fernández, diputado y líder del partido oficialista, le encomendaron de inmediato una primera labor: coordinar con los ministros de Hacienda la ayuda comprometida a Haití, de 100 millones de dólares.

Lo bueno sería que cada Presidente vuelva a su país y le pida a su Ministro de Economía que regularice el envío de dinero a Haití , consideró el mandatario de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva.

En el comienzo de una nueva etapa de consolidación del bloque de 12 naciones del Cono Sur, los presidentes y cancilleres rechazaron la criminalización de los migrantes en Arizona.

La designación de Kirchner, quien se rumora busca la candidatura presidencial en el 2011, tuvo que sortear la resistencia que ejercía Uruguay, a raíz del malestar que reina desde hace tres años y medio por un conflicto bilateral ambiental.

Por otro lado, el presidente paraguayo, Fernando Lugo, reconoció el reto que representa para el exmandatario lograr acuerdos.

No le será nada fácil al amigo Kirchner esta tarea de aglutinarnos sobre principios de la unidad de pueblos diversos en su cultura .

Por su parte, Evo Morales, lo consideró como una suerte de primer Presidente de Sudamérica.

El mandatario chileno, Sebastián Piñera, afirmó que esta elección es una prenda de unidad y exhortó a revitalizar las democracias.