Para los jóvenes millennials, aquellos nacidos en las décadas de los 80 y 90, es urgente iniciar su ahorro para el retiro, pues, de lo contrario, llegarán a la vejez con bajas pensiones, de apenas 2,000 pesos al mes, advirtió la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar).

Ésta es una alerta pensionaria para los jóvenes, porque suelen posponer la decisión de ahorrar para su retiro pensando en que hay mucho tiempo por delante y que existen otras prioridades más relevantes como estudiar, casarse o pagar una hipoteca, indicó.

En un comunicado, el órgano regulador del Sistema de Ahorro para el Retiro (SAR) dio a conocer los resultados de estimaciones pensionarias que se realizaron para cotizantes al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) de 36 años de edad o menos, mostrando diferentes alternativas que podrían aumentar el monto de la pensión futura.

Explicó que el ejercicio consideró un supuesto de Densidad de Cotización de 80%, que implica que, de cada 100 semanas de actividad laboral, 80 ocurrieron como cotizantes al IMSS y el restante fuera del mercado laboral ya sea realizando otras actividades, tales como el estudio o el hogar o sin empleo.

También se consideró para el ejército un rendimiento de 4.0% antes del cobro de comisiones, una carrera salarial plana y se asume que los trabajadores tendrían el mismo salario desde su edad actual y hasta el momento de la jubilación.

Bajo los términos anteriores y de mantenerse todos estos parámetros constantes a lo largo de la vida laboral de los hoy menores de 36 años, se estimó que acumularían, en promedio, 434,714 pesos a los 65 años de edad.

“Con ese monto y a precios actuales, podrían adquirir una pensión a través de una renta vitalicia equivalente a 2,181 pesos mensuales”, refirió.

Si la densidad de cotización pasara de 80 a 100%, la pensión aumentaría a 2,599 pesos; el monto pensionario se incrementaría 19% respecto del escenario inicial, detalló.

Si a ese caso se le añade un rendimiento anual mayor, por ejemplo, 5.0% antes de comisiones en lugar de 4.0%, habría una mejora de pensión a 3,266 pesos.

“Al elevar el rendimiento en 1 punto porcentual y la densidad de cotización de 80 a 100%, las pensiones subirían 50% respecto del escenario base”, indicó la Comisión.

Si, adicionalmente, hoy jóvenes decidieran ahorrar voluntariamente 5.0% de su sueldo para mejorar su pensión, se alcanzaría una cotización de 4,711 pesos de pensión al mes, agregó.

“Al sumar una mayor densidad de cotización, un mejor rendimiento y 5.0% de mayor ahorro, esto se reflejaría en un incremento de 116% de la pensión respecto del esquema base”, señaló.

La Consar también destacó la importancia del componente de Subcuenta de vivienda que tienen los trabajadores que se desempeñan en el mercado laboral formal, en la cual se acumulan las aportaciones, equivalentes a 5.0% del salario, que realizan los patrones por ese concepto.

Un trabajador tendrá siempre la posibilidad de disponer de este ahorro para obtener un crédito Infonavit. No obstante, los cuentahabientes también tienen la posibilidad de no utilizar este ahorro para adquirir una vivienda y dedicarlo para su pensión.

Si así lo hiciera, la pensión podría alcanzar los 5,835 pesos al mes, lo que implica un incremento de 168%, añadió.

Para incrementar el nivel de las pensiones es imprescindible que desde jóvenes los cotizantes tomen en cuenta que, si bien no siempre es posible mantenerse en el mercado laboral formal, resulta fundamental buscar estar cotizando a la seguridad social el mayor tiempo posible, mencionó la Comisión.