La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) realizó 2,538 acciones de atención a connacionales que radican en el exterior durante el 2017, lo anterior a través de sus diferentes canales de atención.

De éstas, 53% se llevó a cabo a través del número de atención telefónica; 38% se realizó a través de los Módulos de Atención en el Exterior, y 8% a través del Buzón de Mexicanos en el Exterior.

“Vale la pena señalar que las asesorías brindadas a través del número de atención telefónica, no sólo fueron dirigidas a mexicanos radicados en Estados Unidos, sino también a connacionales radicados en Alemania, Canadá, España Irlanda, Países Bajos y Suiza”, refiere la dependencia que encabeza Mario Di Costanzo.

Por otro lado, de las 210 consultas enviadas por medio del Buzón de Mexicanos en el Exterior, 19%, es decir, 40 asuntos, provienen de España (nueve), Canadá (ocho), Países Bajos, Suiza y Chile (cuatro), entre otros.

Entre los casos que fueron atendidos por la Condusef destacan algunos: el primero de ellos, un connacional radicado en Zurich, Suiza, revisó su Reporte de Crédito Especial y se percató de la existencia de un crédito simple que no contrató, por lo que solicitó a la comisión realizar las gestiones correspondientes para cancelarlo de manera definitiva así como los intereses y comisiones generados desde la fecha de contratación. Los cargos ascendían a 757,344 pesos.

“Después de la gestiones realizadas por la Condusef, la reclamación tuvo una respuesta favorable al usuario, por lo que se solicitó la cancelación del crédito no reconocido así como la eliminación del registro en el Buró de Crédito”, confirmó la dependencia.

En otro caso, un mexicano radicado en Pretoria, Sudáfrica, se puso en contacto con la comisión a través del Buzón de Mexicanos, para iniciar una reclamación por cargos no reconocidos en su tarjeta de débito.

Manifestó que su estado de cuenta reflejaba diversas disposiciones en cajeros automáticos que no reconocía haber efectuado, los cuales sumaban la cantidad de 15,377 pesos. Después de la gestión de la Condusef, se le realizó el abono a su cuenta por el monto reclamado.

“El resto de los asuntos generalmente tratan de este tipo de temas, los cuales también pudieron ser resueltos favorablemente a los usuarios, evitándoles problemas de carácter financiero”, explicó la entidad.