A pesar de que no existe un consenso generalizado sobre el inicio y el fin de la generación millennial, lo cierto es que es una casta muy numerosa y de enorme trascendencia política y socialmente así como económicamente.

Los millennial son desapegados a los modelos tradicionales de política y a las religiones, están unidos por las redes sociodigitales, hundidos en deudas, son desconfiados, no tienen prisa para casarse, son optimistas sobre el futuro, son las sociedad más diversa racialmente según un estudio de Pew del 2014.

NOTICIA: El sol de la mañana no dura todo el día

Según el último censo de población en Estados Unidos, los nacidos entre 1981 y 1997 suman 75.4 millones de personas. La última sobrepasando por poco a la última generación masiva, los baby boomers con 74.9 millones de personas, los nacidos entre 1946 y 1964. Aunque en ese sentido el banco de inversión, Goldman Sachs, calcula que la generación millennial en Estados Unidos es de 92 millones de personas, aunque sus métricas consideran que a las personas que nacieron entre 1980 y el 2000. Un estudio llamado, Inteligencia de Mercado y Toma de Decisiones de Tendencias Digitales afirma que los millennial conforman el 30% de población latinoamericana.

NOTICIA: Nissan buscará conquistar al público Millennial

Esta generación fue definida por los cambios bruscos, sobre todo en lo que a tecnología respecta. Debido a que esta casta de seres humanos se tuvo que adaptar de una forma rápida, se sabe que desarrollaron prioridades y expectativas notablemente diferentes a las generaciones previas.

Por ejemplo, los bajos niveles de empleo e ingresos mantienen a los millennial más jóvenes con menos dinero que las generaciones anteriores. Además es una generación con más estudios pero más endeudados. Los pagos de préstamos estudiantiles están ocupando una parte cada vez mayor de los ingresos de la generación. Con menos dinero para gastar, algunos están poniendo de lado compromisos como el matrimonio y la compra de bienes raíces. La edad promedio para casarse en 1970 era a los 23 años, mientras que en el 2010 es a los 30 años; la edad promedio para adquirir un bien inmueble pasó de ser a los 25 años a los 45 años, según los datos de Goldma Sachs.

NOTICIA: Empleos verdes, en la mira de millennials

Según una de las más grandes firmas de consultoría, PWC, los millennial enfrentan mayores dificultades como incertidumbre económica. Como una generación que enfrenta nuevas responsabilidades financieras, es crucial iniciar un camino que conduce hacia seguridad financiera.

Esta es una lista de las 7 características de las finanzas millennial:

1.Tienen poco conocimiento financiero

Los millennial han demostrado tener poca educación financiera. Según un estudio de PWC sólo el 24% de la generación tiene educación financiera básica y 8% educación financiera alta. La falta de educación financiera puede poner en riesgo el éxito financiero de la generación.

2. No están felices con la situación financiera personal

Según el estudio de PWC, el 34% de los millennial está insatisfecho con su situación financiera, mientras que el 18% no está para nada contento con su actual situación. El problema que resalta PWC es que pueden no estar felices con la situación de sus finanzas pero no tienen muchas alternativas o herramientas para mejorar.

3. Se preocupan por préstamos estudiantiles

Las deudas derivadas de los estudios pesan en el desarrollo financiero y económico de la generación. El estudio de PWC demostró que al menos es 54% de los millennial tiene preocupaciones sobre su capacidad para pagar su deuda escolar, mientras que el 34% que tiene un ingreso familiar bajo están preocupados de no poder pagar su deudas estudiantiles.

4. Pese a los altos niveles de educación, están sobre endeudados

Los pasivos financieros son comunes entre los millennial con educación universitaria, el problema es que una educación superior puede que no sea garantía de un mejor futuro financiero. Según PWC, dos de cada tres millennial, y 80% de los millennial con educación universitaria tienen una deuda grande de largo plazo. Mientras que 31% de los millennial, y 44% de los que tienen educación universitaria tienen más de una deuda grande de largo plazo.

5. Tienen fragilidad financiera

La situación financiera de los millennial es frágil, es decir, no tienen la capacidad de enfrentar golpes medianos imprevistos, además de que existe la percepción de en caso de emergencia tendría poco espacio de maniobra para salir del embrollo.

6. Sacrifican sus ahorros para el retiro

Según PWC, sólo el 36% de los millennial tienen una cuenta para el retiro. El 17% de los que tienen algún tipo de ahorro obtuvieron algún préstamo y el 14% tomaron dinero de esas cuentas de ahorro para el retiro. El problema es que pese a que los millennial se encuentran al inicio de su vida laboral, no han asegurado su futuro financiero y ya han empezado a cubrir los excedentes con dinero que debería estar destinado al ahorro.

7. No buscan ayuda financiera

Según los datos de PWC, pese a que los millennial no están educados financieramente, no buscan expertos que los ayuden en este tema. En los últimos cinco años, sólo el 27% ha buscado asesoría financiera profesional sobre ahorros o inversiones, y sólo el 12% sobre manejo de deuda. PWC advierte que si no buscan a alguien con experiencia en esta área, sus problemas financieros podrían extenderse o empeorar.

rarl