Guadalajara, Jal. La comunidad global de espacios de trabajo para conectar empresas, WeWork, que en México cuenta con 32,000 miembros en las ciudades de México, Guadalajara y Monterrey, se convirtió en el mayor ocupante de oficinas privadas en el país, de acuerdo con la firma Cushman & Wakefield. 

Luego de tres años de haberse instalado en México, la empresa trasnacional cuenta con 17 edificios operativos y al cierre del año proyecta sumar 40,000 miembros y 280,000 metros cuadrados de oficinas.  

“WeWork ha superado a las mayores instituciones financieras de México que eran tradicionalmente, los mayores inquilinos en superficie total arrendada. El espacio de uso corporativo que tienen los tres mayores bancos del país y las mayores empresas industriales y de servicios privadas, es menor a los 221,000 metros cuadrados” que ha alcanzado la compañía, detalló José Luis Rubí, gerente de Investigación de Mercado de Cushman & Wakefield México.  

De acuerdo con estadísticas de la propia firma, en Monterrey, Nuevo León, 72% de los miembros de WeWork en esa ciudad, no trabajaban en la región antes de unirse a la compañía por lo que se considera un detonante de la actividad comercial en la ciudad al incrementar la demanda de vivienda, restaurantes, tiendas y otros servicios.  

En tanto, en Guadalajara, 50% de todos los puestos ejecutivos en las compañías miembros en esta ciudad están ocupados por mujeres, mientras en el resto de Latinoamérica dicho porcentaje es de apenas 21 por ciento.  

En la capital jalisciense, el próximo 17 de junio WeWork abrirá su tercera sede en la torre Mil 500 en la zona financiera de la ciudad, y se sumará a la oferta de oficinas que tiene actualmente la compañía en The Landmark y Midtown por lo que es uno de los arrendadores de oficinas más importantes de la Zona Metropolitana de Guadalajara.  

El próximo año, la firma prevé abrir una cuarta sede al sur del Área Metropolitana sumará más pisos en el edificio de Midtown.

[email protected]