Las tarifas de los estacionamientos públicos serán reguladas para buscar que éstas sean más accesibles para los usuarios, confirmó el titular de la Secretaría de Movilidad de la capital, Mauricio Cobo Urquiza.

Esta medida se realizará como parte de la reingeniería reglamentaria que emprende la administración municipal, por lo que la secretaría planea hacer adecuaciones al Reglamento de Estacionamientos y Servicios de Recepción y Depósitos de Vehículos del Municipio de Querétaro.

Tan solo en la zona del Centro Histórico, las tarifas de los estacionamientos públicos rondan los 20 pesos la hora. Además de regular las tarifas, se pretende modificar aspectos relacionados con el establecimiento de estos espacios; también se planea incidir en la cimentación de estos sitios a través del Reglamento de Construcción de la capital.

En este sentido, la alcaldía se encuentra en la fase de recopilar información que permita dilucidar cuántos cajones de estacionamiento hay en la capital, así como los montos de las tarifas, con la finalidad de determinar acciones al respecto.

Nosotros, como Secretaría de Movilidad, queremos que haya más estacionamientos, que sus tarifas sean más asequibles (...) Ahorita estamos en la parte de recuperar información, número de cajones y tarifas; cuando estemos en la parte de ir estableciendo los reglamentos, nosotros daremos a conocer cuáles, con las propuesta , declaró el secretario municipal.

Es necesario adecuar reglamentos

De acuerdo con el secretario municipal, es necesario establecer más estacionamiento en la capital, argumentó que esta medida ayudará a tener una ciudad compacta.

Agregó que para esto es necesario comenzar desde las adecuaciones de los reglamentos, con la finalidad de emprender acciones que permitan aumentar la densidad poblacional, dado que dijo la reglamentación actual favorece que la ciudad se extienda y no que sea compacta.

En relación con la colocación de parquímetros en la ciudad, en el primer trimestre del año se trabajará para determinar los lineamientos jurídicos que requiere su implementación para que en el segundo trimestre se realice el proceso técnico y en el tercero, la labor de calle.

viviana.estrella@eleconomista.mx