Puebla, Pue. Ante el interés de empresas mexicanas de cosméticos por el cultivo de lavanda para elaborar lociones, perfumes y jabones, entre otros artículos, productores poblanos buscan tecnificar su siembra y, con ello, elevar su productividad y rentabilidad.

Manuel Cossio de la Garza, quien fue el primero en incursionar con esta planta en 1997, comenta a El Economista que desde hace un año grandes firmas, de las cuales no quiso dar nombres por confidencialidad, los buscaron para comprar parte de su producción; sin embargo -acotó-, solicitaron mejorar los procesos de siembra, ya que manufacturan sus artículos de belleza y aseo personal con altos estándares de calidad.

Son 30 los ranchos enfocados en ese cultivo, los cuales se encuentran en los municipios de Tehuitzingo y Santa Rita Tlahuapan, localizados en la Sierra Mixteca y zona aledaña al volcán Iztaccíhuatl, respectivamente. Ambos son pioneros en esta planta ornamental en el país.

La producción se da en una extensión de 25 hectáreas. El objetivo es incrementar esta proporción en 30% para cubrir la demanda.

Actualmente, se cultivan alrededor de 30 toneladas mensuales por hectárea en la entidad, cuya actividad genera alrededor de 600 empleos e ingresos por poco más de 10 millones de pesos.

Con el objetivo de dinamizar el cultivo -comentó-, buscarán créditos para construir y mejorar sus invernaderos, los cuales son necesarios para reproducir la lavanda con altos estándares de calidad.

Recordó que en la administración estatal pasada hubo apoyo la siembra; sin embargo, no se le dio continuidad, por lo que algunos productores buscaron abrirse mercado en entidades como Hidalgo, Oaxaca, Tlaxcala y las zonas del Bajío y norte del país, donde fábricas pequeñas hacen artículos derivados.

HERBOLARIA, ALTERNATIVA ECONÓMICA

El extitular de la Secretaría de Desarrollo Rural, Alberto Jiménez Merino, dijo que son 23 las especies más comercializadas a nivel mundial de la planta, 21 de las cuales se encuentran en nuestro país, la mayoría en Puebla, donde casi ninguna se cultivo sino que se recolecta.

Comentó que la lavanda no requiere mucha agua, ya que puede durar más de 20 años con buenos cuidados, siendo en México donde se tiene muchos terrenos para sembrarse. Refirió que en la zona mixteca es donde el cultivo puede tener mejores rendimientos, hasta tres veces más de producción.

[email protected]