León, Gto. Será hasta junio cuando BMW dé a conocer el nombre del estado que eligirá para realizar su inversión en México. En la lista, hay al menos cuatro entidades que buscan atraer la armadora alemana: Guanajuato, San Luis Potosí, Querétaro e Hidalgo.

Guanajuato sigue en la pugna, aunque no ha sido nada fácil, y menos después de que Hidalgo destapara su intención de buscar quedarse con la inversión de la firma, que podría ser superior a 3,000 millones de dólares.

De acuerdo con funcionarios del estado, la decisión de la empresa se postergó cuatro meses, dado que estaba programada para febrero.

Los estados que llegaron a la recta final son Guanajuato, San Luis Potosí y Querétaro; sin embargo, en la última etapa se sumó Hidalgo.

Hace unos días, el gobernador Miguel Márquez Márquez confirmó que en Guanajuato aún se tiene la expectativa de que llegue esta inversión: Nosotros hicimos el planteamiento hace más de un año, pero la decisión está en BMW .

Afirmó que el estado tiene las ventajas competitivas para quedarse con la armadora: buen clima laboral y conectividad aérea, férrea y carretera con el resto del país, entre otros elementos.

Al preguntarle sobre la competencia que Guanajuato tiene frente a las otras entidades, respondió: La apuesta ya está hecha, la decisión es de ellos. En Guanajuato ya está demostrado el buen clima laboral, tenemos capacidad de 5,000 técnicos al año; es de los estados más seguros del país, es un Guanajuato que sabe ser competitivo, que está en el ojo a nivel nacional e internacional. Estamos preparados para muchas empresas, hay oportunidad de más armadoras .

INDUSTRIA CONSOLIDADA

En el estado operan cinco armadoras: Honda, en Celaya; Mazda, en Salamanca, y General Motors, Hino Motors y Volkswagen, en Silao; a esta operatividad el próximo año se sumará una planta de transmisiones de Toyota.

En el momento que BMW tome la decisión será bienvenida a cualquier parte de la República que se instale, tendrán que ver sus condiciones, sus necesidades , dijo Fidel Otake, presidente del clúster automotriz en Guanajuato.

Reconoció que actualmente, con la llegada de armadoras a Guanajuato, empresas del sector automotriz de Estados Unidos, India, Corea y Japón están en trámites y negociaciones para instalarse en la entidad.

BMW demanda un espacio de 300 hectáreas para construir lo que sería su primer planta en México, así como infraestructura que asciende a los 3,000 millones de pesos.

Ante las negociaciones que lleva el gobierno guanajuatense con la compañía alemana, el secretario de Desarrollo Económico Sustentable de la entidad, Héctor López Santillana, ha evitado informar el estatus en el que se encuentra la inversión.

sofia.negrete@eleconomista.mx