El gobierno de Guanajuato apoya programas relacionados con agricultura protegida, donde se pretende adherir mayor mano de obra y, así, estar preparados por si los migrantes guanajuatenses regresan a la entidad en busca de empleo.

Así lo refirió el titular de la Secretaría de Desarrollo Agroalimentario y Rural (SDAyR) de la entidad, Paulo Bañuelos Rosales, quien estacó que la agricultura protegida se trata de un proyecto que la dependencia está impulsando de la mano con el Instituto Estatal de Atención al Migrante Guanajuatense y sus Familias (IEAMGF).

En entrevista con El Economista, dijo que hace más de un mes realizó un viaje a Houston, Texas, donde la secretaría que encabeza firmó un convenio con el Instituto para que en todas las reglas de operación de los programas estatales tenga prioridad cada uno de los proyectos que emanen del IEAMGF, sobre todo para poder contribuir un poco con las familias que se puedan venir aquí a Guanajuato .

El programa Agricultura Protegida consiste en otorgar apoyos que fomenten la tecnificación e incorporación de superficie con agricultura protegida en las unidades de producción agrícola, a través de proyectos para adquisición de equipamiento e infraestructura, que permitan el mejoramiento de las condiciones ambientales de producción y de manejo en los cultivos bajo explotación, aprovechando sus ventajas comparativas en oportunidad de mercado, sanidad e inocuidad de la producción y capacidad productiva, así se incrementa la superficie en tecnificación para la agricultura protegida; se mejora la producción y calidad de los cultivos factibles de explotar bajo la tecnología de agricultura protegida, y se mejora el aprovechamiento y administración del recurso agua disponible , de acuerdo con el sitio oficial del estado.

El funcionario manifestó que son varios cultivos que se tiene que estar produciendo bajo el sistema de agricultura protegida con macro túneles, estamos produciendo el chile morrón, precisamente también lo que tiene que ver con el cultivo de la fresa; tenemos los cuartos fríos, el gobernador creó un proyecto para eso, para que los productores enfríen su cultivo a un costo mucho más bajo y a la hora de liquidar la factura de que entregan su producto es cuando le reditúa a ellos un poco más de ganancia, en el tema de cultivo de la fresa y la zarzamora .

Quinto lugar de producción a nivel nacional

Asimismo, el secretario informó que, a tres años de comenzar, el cultivo de girasol ha colocado a la entidad en el quinto lugar de producción a nivel nacional.

Este cultivo se realiza mediante un contrato de comercialización con una empresa brasileña, los productores le entregan la semilla a las empresas y éstas mitigan la producción a cada uno de los productores guanajuatenses.

Asimismo, a la fecha se tienen cerca de 700 productores y una superficie de alrededor de 1,500 hectáreas, por lo que la SDAyR se está enfocando en mayor medida en las zonas de temporal, donde, precisamente, el cultivo de girasol requiere muy poca humedad y poca agua.

Destacó que también a nivel nacional la entidad aporta 5.6% de participación en cuanto a exportaciones, y en el sector agroalimentario se han generado cerca de 27,000 empleos, lo que coloca a Guanajuato en una posición importante.

En materia de producción agrícola, Bañuelos Rosales refirió que la aportación de Guanajuato se relaciona directamente con las exportaciones que se realizan de los productos, sobre todo en hortalizas y en frutos.

Así, a nivel nacional la entidad ocupa el segundo nivel de producción de ajo; el primero en brócoli, cebada, lechuga y zanahoria; el segundo lugar en producción de coliflor y en el cultivo de espárrago.

Impulsan nuevos programas

El titular de la SDAyR indicó que otro de los proyectos en los que está trabajando la dependencia es un plan estatal hidráulico: Por ejemplo, una hectárea que tiene que meter el sistema de riego por goteo más o menos tiene un costo de unos 42,000 pesos, el gobierno del estado apoya con hasta 55% del costo para poder contribuir a cuidar el agua, al momento de que meten ese sistema, ellos se ahorran en el costo de producción hasta 30% y obviamente también en el costo que tienen que pagar de energía eléctrica para estar bombeando el agua , para este proyecto se requieren por lo menos 90 millones de pesos.

Agregó que hay un proyecto muy importante que el gobierno estatal está impulsando, el cual lleva por nombre Repropón, se trata de la reactivación de las áreas de traspatio para hacerlas productivas, sobre todo apoyando con cisternas de agua para regar esta zonas que en ocasiones se utilizan para almacenar llantas y fierros, que no son nada productivos, al contrario, están contaminando el suelo .

ilse.becerril@eleconomista.mx