Cancún, QR. La eventual ampliación del Santuario de la Tortuga Marina Xcacel-Xcacelito, como lo están solicitando organizaciones ambientalistas, no tendrá como objetivo prohibir o evitar la construcción de hoteles en la zona, aseguró el secretario de Ecología y Medio Ambiente de Quintana Roo, Alfredo Arellano Guillermo.

A raíz del ingreso a evaluación ambiental del proyecto hotelero La Calma, a cargo de la firma Palmares del Country, en un predio aledaño al Santuario de la Tortuga Marina Xcacel-Xcacelito, diversas organizaciones ambientalistas en el estado han solicitado al gobernador, Carlos Joaquín González, decretar la ampliación del Área Natural Protegida (ANP) que alberga la más importante zona de desove de dos especies de tortugas marinas en Quintana Roo, con el fin de evitar que se construyan hoteles que pongan en riesgo el santuario.

Arellano Guillermo dijo que están examinando la petición de los grupos ecologistas, pero el análisis que hagan será independiente de los permisos que el gobierno federal, a través de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), le otorgue o le niegue al proyecto hotelero de 520 habitaciones, el cual supone una inversión de 412 millones de pesos.

“No vamos a promover un decreto para prohibir algo. El decreto de Área Natural Protegida no debe responder a ser utilizado como un instrumento para prohibir algo, sino que tiene que ser usado porque realmente haya las posibilidades ambientales, sociales y legales para desarrollarla”, refirió.

“Si existen las justificaciones ambientales, sociales o legales para ampliar el santuario de la tortuga, lo vamos a hacer”, sin embargo, aunó que todavía es muy pronto para adelantar vísperas, pues necesitan elaborar un estudio técnico-justificativo que les permita tomar una decisión al respecto.

Aprobación

Ello supone que una eventual ampliación del santuario pudiera decretarse posterior al otorgamiento de los permisos que están solicitando a nivel federal para construir el hotel de 520 habitaciones aledañas a la zona de desove de tortugas.

“El decreto de ANP no estará en función de que se apruebe o no el hotel; no se está viendo, al menos de nuestra parte, como un tema para prohibir cosas”, insistió el funcionario.

Actualmente, la petición promovida por grupos ecologistas mediante la cual solicitan a la Semarnat negar los permisos al proyecto La Calma, suma ya 83,378 firmas a través de la plataforma change.org.

Entre los argumentos para solicitar el rechazo del proyecto está el hecho de que entre el 2016 y el 2017 hubo 1,145 nidadas de tortugas Caretta en Xcacel, lo cual representó 18.9% de nidadas de esta especie en toda la entidad, es decir, el más alto a nivel estatal.

Asimismo, Xcacel registró 8,131 nidadas de tortuga Chelonia mydas, 24.8% del total de nidadas registradas en estos dos años en el estado.

[email protected]