Cancún, Qroo. Ampliar la ruta del Tren Transpeninsular hasta Cancún, como lo han sugerido los propios funcionarios de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), supone un sobrecosto de más de 12,000 millones de pesos por obras, derechos de vía y adecuaciones que se tendrían que realizar.

Así lo revela el estudio costo-beneficio realizado para el proyecto del Tren Transpeninsular (TT), elaborado por la firma Adhoc Consultores Asociados SC, que analizó tres posibles rutas comparando el costo de obras y los beneficios que ofrece cada una ellas.

El documento, al que El Economista tuvo acceso, expone que para el análisis de los trazos del Tren Transpeninsular (TT) se tomó como tramo común el de la ciudad de Mérida a Valladolid y su conexión a Chichén Itzá. Desde ahí, se estudiaron tres posibles trazos para continuar el recorrido: Valladolid–Cancún; Valladolid–X-Can–Playa del Carmen y Valladolid–Cobá–Punta Venado.

La opción de Cancún tendría una longitud de 167.50 kilómetros con tres estaciones: Aeropuerto, Bonfil y Cancún. Según el documento, esta alternativa requeriría liberar nuevos derechos de vía y en el caso del acceso al aeropuerto, se tendría que construir otra arteria de dos carriles para ubicar el TT al centro de la carretera Cancún-Playa del Carmen, en una longitud de 15 kilómetros; además se necesitarían construir 10 puentes viales y 25 pasos peatonales.

Esta opción tendría un costo pormenorizado de 12,251.63 millones de pesos, siendo la más cara por la adecuación y construcción del número de obras que se requieren.

VALLADOLID–X-CAN–PLAYA ?DEL CARMEN

Esta otra opción supone la construcción de una carretera de cuatro carriles, que iría de X-Can a Playa del Carmen; tendría una longitud de 134 kilómetros con dos estaciones. Al localizar el Tren Transpeninsular al centro de la autopista se requeriría construir las siguientes estructuras: 14 puentes viales, 11 pasos inferiores, nueve pasos ganaderos, cuatro retornos, ocho pasos peatonales y la solución vial en Punta Venado. Asimismo, se necesitarían adquirir 208 hectáreas de derecho de vía .

Esta opción tendría un costo estimado de 7,516.25 millones de pesos.

El documento expone que también se tendría que resolver el cruce del área de reserva ecológica denominada AICA 134 y convivir con otro concesionario.

LA RUTA VALLADOLID-COBÁ-PUNTA-VENADO

Esta última opción analizada en el documento tiene una longitud de 120.50 kilómetros y requiere una mínima infraestructura, ya que únicamente se tendrían que construir cuatro pasos ganaderos, 60 pasos de fauna, alcantarillas y la solución vial en Punta Venado.

El costo pormenorizado es de 2,439.73 y es el más bajo de las tres opciones analizadas.

Lo más importante de este trazo es que da servicio al centro del gran desarrollo de la Riviera Maya, a la zona arqueológica de Cobá, con gran potencial turístico, y al puerto Punta Venado , expone el estudio.

El costo representa 20% de la inversión de la opción de Valladolid–Cancún y los recorridos del usuario son menores.

No cruza ninguna zona de reserva ecológica y tiene la ventaja de crecer hacia Cancún, con una menor inversión en una etapa posterior , precisa el estudio.

COSTO TOTAL

Se expone que por estas ventajas esta tercera opción fue la que se consideró como la mejor y así fue como se dio a conocer el proyecto por el presidente Enrique Peña Nieto en julio del 2013.

Bajo este supuesto de que el recorrido definitivo del tren sería Mérida-Valladolid-Cobá-Punta-Venado, el costo de la ejecución total de la obra asciende a los 17,954 millones de pesos incluyendo IVA.

[email protected]