Querétaro, Qro. La escalada en el precio del maíz desde finales del año pasado hasta la fecha sigue presionando al alza los costos de producción agropecuaria en la entidad, de entre 30 y 35%, situación que inevitablemente se traducirá en aumentos de precios en el mercado, alertaron productores queretanos.

Los aumentos en precios de insumos como el maíz impactan los costos de las diversas actividades productivas que generan proteína animal y que dependen de este producto, expuso el presidente de la Unión Ganadera Regional de Querétaro (UGRQ), Alejandro Ugalde Tinoco.

El precio del maíz se ha elevado casi 44.4% entre septiembre del 2020 cuando se vendía en 4,500 la tonelada, en relación con los 6,500 en que se comercializa actualmente, de acuerdo con reportes de la unión.

“La materia prima principal para producir cualquier tipo de proteína animal, ya sea leche, carne, huevo, nuestra fuente o materia prima es el maíz (...)  Cuando se sube el maíz se sube todo, la soya también subió que es otra fuente para producir proteína animal, pero también ha aumentado la gasolina, la energía, todo impacta en costos de producción. Si no se incrementan los precios va a desaparecer la producción de cualquier tipo de proteína”, pronunció  Ugalde Tinoco.

El productor afirmó que la Secretaría de Economía (SE), desde administraciones atrás, ha optado por incidir en mantener bajos los precios de la canasta básica, en detrimento de las afectaciones que esto genera a los productores.

La diferencia con administraciones pasadas, dijo, es que antes se implementaban programas de apoyos que amortiguaban las alzas en costos de producción, contrario a lo que ocurre con el actual gobierno que ha reconfigurado su política agropecuaria, prescindiendo de incentivos como el programa de concurrencia y de precio de garantías.

“No es privativo de esta administración federal, a la Secretaría de Economía no le importa llevarse entre los pies al sector primario, al pecuario, por mantener una canasta básica con precios bajos”, puntualizó el dirigente ganadero.

“Antes pasaba que nos mantenían con precios bajos, pero detonaban programas de apoyos, hoy desaparecen estos programas y quieren que nosotros mantengamos los precios bajos, pues básicamente es imposible”, refirió.

La carne de pollo, de cerdo, de res y el huevo se enlistan entre los productos que han comenzado a reportar alzas en sus precios.

Ante este escenario, apuntó Alejandro Ugalde, uno de los afectados será el consumidor final, quien estaría absorbiendo los aumentos en precios de productos.

Alta demanda en territorio chino

El presidente de la UGRQ acotó que la alta demanda de maíz en China, tras enfrentar problemas zoosanitarios, presiona los requerimientos mundiales y el precio de este insumo.

“¿Por qué estamos viendo este espiral inflacionario tan fuerte? ¿por qué los precios de los granos están tan altos? y ¿por qué la SE no los ha frenado al día de hoy? Porque no hay abasto, China que tuvo problemas sanitarios en humanos, también ha tenido problemas sanitarios de tipo animal y tienen un desabasto y se carga de fuentes de proteína, por eso se han incrementado los precios, pero esto significa que hay un desabasto internacional de productos pecuarios y es lo que ha permitido que los precios hayan subido y no nos los haya frenado la SE”, pronunció.

El precio futuro del maíz amarillo incrementó 78.6% entre abril del 2020 y mismo mes del 2021, debido a las condiciones de sequía que persisten en Sudamérica y la alta demanda de exportación que presenta el maíz estadounidense; mientras tanto, el precio del maíz blanco a nivel nacional tuvo un alza de 24.3% en el mismo periodo, analiza el Grupo Consultor de Mercados Agrícolas (GCMA).

Esta situación repercute en el precio de diversos productos, entre ellos el costo de la tortilla, que en la capital del país se ha elevado casi 7.8% en el último año.

El costo de la canasta alimentaria urbana, de acuerdo con la evolución mensual del valor de la línea de pobreza extrema por ingresos, muestra constantes alzas en los primeros tres meses del año. Tan sólo entre enero y marzo, este valor aumentó 0.8%, al pasar de 1,679.69 pesos a 1,939.38; únicamente en marzo muestra una variación anual de 3.44%, detalla el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

estados@eleconomista.mx