El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), anunció una inversión inicial de 8,000 millones de pesos para el desarrollo de la región del Istmo de Tehuantepec, que incluye ampliación y modernización de los puertos de Salina Cruz y Coatzacoalcos, rehabilitación de vías ferroviarias y ampliación de la carretera Salina Cruz-Coatzacoalcos. Las obras de infraestructura a realizar en la región implican también la construcción de un gasoducto que baje costos en el consumo de combustibles, además de una red de fibra óptica que amplíe la cobertura de conectividad en la zona.

En la presentación del Plan de Desarrollo del Istmo de Tehuantepec para los estados de Oaxaca y Veracruz, informó que, por razones “estratégicas y de soberanía”, dicho proyecto no contará con inversión extranjera.

“Va a ser inversión nacional, convoco a los empresarios de México para que hagamos una mezcla de recursos, inversión pública y privada, para el desarrollo del Istmo de Tehuantepec”, dijo.

López Obrador aseguró que el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) del 2019, cuya aprobación previó para esta semana, ya incluye los recursos necesarios para invertir en el desarrollo del plan en la región.

El presupuesto, afirmó, prevé cerca de 1,000 millones de pesos para comenzar la rehabilitación de las vías ferroviarias por las que transitarán trenes de carga y de pasajeros. Asimismo, se destinarán 250 millones de pesos para continuar el proceso de ampliación de la carretera Salina Cruz-Coatzacoalcos, en el tramo Acayuca-Matías Romero, además de que ya se cuenta con un fideicomiso de alrededor de 3,000 millones de pesos para la ampliación y modernización de los puertos de Salina Cruz, Oaxaca, y de Coatzacoalcos, en Veracruz. Aseguró también que ya se tienen los recursos asignados en el presupuesto para la rehabilitación de las refinerías de Salina Cruz y Minatitlán.

En puerta

Andrés Manuel López Obrador aseveró que, en un plazo aproximado de tres años, una vez que esté lista la infraestructura contemplada en el plan de desarrollo, la zona del Istmo de Tehuantepec será una zona libre, para la cual prevé otorgar apoyos fiscales a las empresas con recortes en el Impuesto sobre la Renta (ISR) y el Impuesto al Valor Agregado (IVA).

“Ya teniendo esa infraestructura básica, que yo calculo en dos años, al tercer año (habrá) zona libre en el Istmo (...) Teniendo ya modernizados los puertos, las vías del ferrocarril, a lo mejor ya el nuevo gasoducto utilizando el derecho de vía que ya se tiene, modernizadas las dos refinerías, entonces habrá zona libre, ¿Qué significa esto? Que vamos a bajar el IVA y el ISR a la mitad”, afirmó.

Por su parte, el secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, señaló que la dependencia tendrá a su cargo, entre otras labores, la modernización de la carretera referida, de la línea ferroviaria que une a Salina Cruz y Coatzacoalcos y de los dos puertos, además de desplegar fibra óptica para ampliar la conectividad en la zona.

Asimismo, informó que se construirá un nuevo puerto industrial para complementar la infraestructura económica de la zona y se destinarán 1,500 millones de pesos el año que viene para la modernización portuaria.

Reveló también que están ya en cartera nuevos proyectos comerciales para el próximo año, tanto de exportación como para la economía de la propia región. Con el Plan de Desarrollo para el Istmo de Tehuantepec, insistió Jiménez Espriú, se busca que la región se convierta “en uno de los lugares de mayor atractivo para inversión y uno de los sitios de mayor desarrollo en el mundo” en pocos años.

[email protected]