Entre enero del 2018 y julio del 2019, las empresas generadoras de energía limpia en el país han recibido un total de 13 millones 861,438 Certificados de Energía Limpia (CEL), equivalentes a la misma cantidad de megawatts hora generados mediante tecnologías que no emiten CO2. A un precio promedio de 300 pesos por CEL, según la valuación de expertos de la consultoría Energyby5, el mercado de estos instrumentos ha representado un valor de 4,158 millones de pesos.

Sin embargo, la CFE estará en posibilidades de recibir poco más de 40 millones de CEL por la generación que lleva a cabo en sus plantas hidroeléctricas, geotérmicas y la nucleoeléctrica de Laguna Verde, con lo que el valor de estos instrumentos descendería hasta cero, según expertos de las asociaciones eólicas y fotovoltaicas que esta semana interpusieron 14 amparos contra las modificaciones al otorgamiento de CEL que recientemente publicó la Secretaría de Energía.

El mercado de CEL entró en operaciones el 1 de enero del 2018, con lo que los generadores del país comenzaron a certificar su generación limpia para vender títulos a los sujetos obligados del país, que son los suministradores y consumidores de energía fósil y el año pasado tuvieron la obligación de contar con 5% de su generación mediante fuentes limpias. Así, el año pasado se rebasó esta meta, con el otorgamiento de 6 millones 899,520 CEL. Entre enero y julio se han otorgado 6 millones 961,918 CEL, según el reporte de la CRE. Para este año, la obligación de los participantes del sector aumentó a 5.8%, por lo que nuevamente se volverá a cumplir con los precios que se han establecido mediante la oferta y la demanda y sin necesidad de recurrir al precio máximo establecido como techo hasta el 2022.

[email protected]