La Organización Mundial del Comercio (OMC) pactó la eliminación de subsidios a la exportación de productos agrícolas, los que más distorsionan al comercio internacional, con lo que resolvió una de las principales demandas de países en desarrollo, incluido México.

El acuerdo fue alcanzado el sábado en la Décima Reunión Ministerial de la OMC realizada en Nairobi, Kenia, y el contenido del mismo es una parte de la llamada Ronda de Doha, una negociación entre 164 economías para liberar el comercio entre todas ellas, considerando a Liberia y Afganistán ya como nuevos miembros. Desde ahora, las subvenciones a las exportaciones agrícolas no podrán ser otorgadas por los países desarrollados, y en tres años (a finales del 2018) por los países en desarrollo.

Pero esos plazos se extendieron a cinco años para los países desarrollados que actualmente realizan ese tipo de subsidios, como Suiza, Canadá y Noruega, mientras que esta consideración se prolongó hasta siete años para las naciones en desarrollo. Adicionalmente, a las economías en desarrollo se les permitió, en forma individual y para ciertos productos, eliminar las subvenciones a la exportación para el final del 2022.

Las decisiones que tomaron sobre la competencia en exportaciones son verdaderamente extraordinarias (...) Las negociaciones de la OMC tenían el mal hábito de acabar en fracaso, pero en las dos últimas reuniones hemos creado un nuevo hábito: éxito , dijo Roberto Azevêdo, director de la organización.

La declaración adoptada por los ministros de los miembros de la OMC contiene disciplinas para asegurar que otras políticas de exportación no se utilicen como una forma encubierta de los subsidios.

Estas disciplinas incluyen términos para limitar los beneficios de la financiación de apoyos a los exportadores agrícolas, las normas de las empresas estatales que participan en el comercio agrícola, y disciplinas para asegurar que la ayuda alimentaria no afecte negativamente a la producción nacional.

A las naciones en desarrollo se les dio la flexibilidad de poder cubrir los costos de comercialización y de transporte para las exportaciones agrícolas hasta el final del 2023. La supresión de los subsidios a la exportación era también una larga reivindicación del grupo de los países menos desarrollados (PMD), muchos de ellos economías africanas, quienes consiguieron diversos tratos diferenciados. La propia declaración ministerial dice que los asuntos de la Ronda de Doha que no fueron tratados en Nairobi seguirán negociándose en el futuro.

rmorales@eleconomista.com.mx