México produjo 25,727 kilos de oro entre enero y mayo de este año, una baja de 15.8% de forma interanual, de acuerdo con datos del Inegi. De mantenerse en términos negativos lo que resta del año, el resultado representaría la quinta caída anual consecutiva en este indicador, tras haber registrado su máximo histórico en 2015, de 123,364 kilos.

La pandemia de Covid-19 ha provocado una crisis profunda mundial, presionando al alza las cotizaciones del oro, al tiempo que los países aplican diversas políticas para incentivar la economía.

De 2015 a 2019, la producción de oro de México cayó en forma acumulada 40.5%, a 73,451 kilos. Entre las empresas que destacan en la producción de oro están Fresnillo, Torex Gold, Agnico Eagle, Goldcorp y Newmont.

Medida a precios corrientes, la producción de oro de México sumó 28,301 millones de pesos de enero a mayo, un aumento de 17%, a tasa anual.

Los incrementos en las cotizaciones del oro durante 11 años ininterrumpidos, a partir de 2002, impulsaron fuertemente el presupuesto de exploración hasta 2012, descendiendo de 2013 a 2016, según estadísticas de la Cámara Minera de México (Camimex).

Con altibajos en los años recientes, México captó 3,500 millones de dólares de inversiones en la industria minera en 2019, una baja de 28.5%, a la vez que recibió 382 millones de dólares de inversiones en exploración minera, una caída de 35.9%, a tasa anuales.

Uno de los principales factores de los menores capitales en exploración es la eliminación de la deducibilidad inmediata de inversiones en este rubro.

Entre los recientes proyectos ligados con la producción de oro en México están dos en Zacatecas: Distrito Pinos, de la empresa Candelaria Mining, y Juanicipio, de Fresnillo PLC en conjunto con MAG Silver.

En Durango, Telson Resources desarrolla su proyecto Tahuehueto, mientras que la compañía Minera Hecla lleva a cabo el de San Sebastián, con su proceso de minado a cielo abierto, cambiándolo posteriormente a subterráneo. En tanto, se espera que para 2021 se termine la expansión de la mina La Ciénega, de Fresnillo. En Guerrero, Torex Gold desarrolla su proyecto Media Luna.

rmorales@eleconomista.mx