Si México continúa sin concretar las reformas estructurales y persisten altos niveles de inseguridad, sobre todo en la zona fronteriza norte, el país podría perder dos sitios en el ranking de competitividad internacional, proyectó el Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco).

Al dar el reporte Índice de Competitividad Urbana 2010 , , Gabriela Alarcón, anunció que Monterrey se ubicó como la ciudad más competitiva a nivel nacional entre 86 zonas urbanas, con un ingreso per cápita de 135,504 pesos; sin embargo, ni siquiera ésta se considera de clase mundial ya que se encuentra a la altura de naciones como Chile y Polonia.

lgonzalez@eleconomista.com.mx