Petróleos Mexicanos (Pemex) y el Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM) acordaron un incremento al salario ordinario de 3.37% y de 1.80% para prestaciones, tras cinco semanas de iniciadas las negociaciones para la revisión Salarial y del Contrato Colectivo de Trabajo.

La empresa productiva del Estado expuso que en un marco de respeto de los derechos laborales, el incremento al salario y a las prestaciones de los trabajadores petroleros se dio al tomar en consideración el proyecto de rescate de la empresa.

Ambas partes llegaron a un acuerdo en el Contrato Colectivo de Trabajo que, de acuerdo con un comunicado de Pemex, refleja las justas demandas de los trabajadores, con el objetivo de consolidar la política de máxima eficiencia administrativa y disciplina financiera.

También se acordó armonizar los gastos de la empresa hacia la dirigencia sindical, con el marco de austeridad que distingue a la administración.