Durante el 2017, el Producto Interno Bruto (PIB) del sector de Información de Medios Masivos (sector 51), que engloba a las telecomunicaciones y la radiodifusión, creció 6.1%, muy por debajo de 19.1% que registró en el 2016 y su comportamiento más débil desde el 2014, cuando creció 4.5%; aun así incrementó tres veces lo que la economía mexicana, de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi).

El subsector de telecomunicaciones registró en el último trimestre del 2017 un avance de 3.8% contra 18.6% del mismo periodo de referencia, pero del 2016.

Los subsectores de radio y televisión pasaron de -6.8% en el cuarto trimestre del 2016 a 2.2% en el cuarto trimestre del 2017.

Los subsectores más dinámicos en el 2017 fueron el de procesamiento electrónico de información, hospedaje y otros servicios relacionados, que tuvo una expansión de 12.4%, seguido del apartado de industria fílmica y del video, que avanzó 6.9 por ciento.

Detrás de ellos se situó el subsector de telecomunicaciones, con un crecimiento de 6.8%, y el de Radio y Televisión, que tuvo un incremento de 2.7 por ciento.

En contraste, los componentes de edición de periódicos, revistas, libros, software y otros materiales y de otros servicios de información experimentaron retrocesos de 3.9 y 11.4%, respectivamente.

A tres años de la reforma en telecomunicaciones y radiodifusión del 2013-2014, el año pasado fue palpable la persistencia en la expansión de la actividad sectorial, con proyectos como el del despliegue de la Red Compartida en la banda de 700 MHz o la adjudicación de frecuencias de radio en la primera licitación de este tipo en el país.

También se mantuvo la tendencia a la baja en precios de servicios de telecomunicaciones móviles, que en enero pasado acumularon 47 meses ininterrumpidos de caídas, de acuerdo con el Índice Nacional de Precios al Consumidor del Inegi.

[email protected]