La minorista Grupo Famsa fue declarada por un juez de México en concurso mercantil, equivalente al proceso de bancarrota que tiene la compañía en Estados Unidos, informó la empresa el martes en un comunicado.

El proceso legal, que se encuentra en etapa de conciliación entre la compañía y sus acreedores, tuvo efecto a partir del 30 de octubre tras la solicitud de la firma, que busca un acuerdo para la reestructuración de sus pasivos.

Grupo Famsa opera tiendas departamentales que comercializan electrodomésticos, línea blanca, línea negra, muebles y electrónicos.

El pasado 6 de agosto Grupo Famsa solicitó acogerse al Concurso Mercantil en México y en Estados Unidos al Capítulo 11.

El Concurso Mercantil es el recurso legal al cual acuden las empresas para entablar negociaciones con sus acreedores cuando el peso de sus adeudos es tal que les es imposible seguir al corriente en todos los pagos conforme se van venciendo.