El Gobierno colombiano anunció su participación en el proceso de reestructuración de Avianca que se lleva a cabo en Estados Unidos con el objetivo de “garantizar la prestación del servicio, la conectividad aérea de los colombianos y la actividad económica general”.

Se trata de un crédito por hasta 370 millones de dólares en una transacción de 18 meses que corresponde al estimado de duración del proceso de reestructuración de la compañía aérea. Los artífices de este acuerdo fueron Luigi Echeverry y Juan Emilio Posada, el consejero presidencial de Gestión y Cumplimiento.

“El Comité de administración del Fondo de Mitigación de Emergencias (FOME), en el marco de la política para garantizar la protección de la prestación del servicio aéreo, autorizó la participación de la Nación en la reestructuración de Avianca, mediante el financiamiento de hasta 370 millones de dólares dentro del proceso que sigue la empresa bajo el Capítulo 11 del Bankruptcy Code de los Estados Unidos”, especificó el Comité de Administración del Fondo de Mitigación del Gobierno Nacional en el que se comunica de la decisión gubernamental.

Si bien el gobierno manifestó su interés en la participación, la decisión deberá ser evaluada y autorizada por el juez a cargo del caso en el tribunal del Distrito Sur de Nueva York.

“Los beneficios para Colombia y su economía al permitir que Avianca avance en su reestructuración y mantenga su operación en el país son significativos. La afectación a la operación de Avianca tendría repercusiones negativas en la calidad del servicio aéreo, en la economía y en la competitividad del país”, resaltó el Gobierno a través del Ministerio de Hacienda.

La aerolínea Avianca entró bajo el Capítulo 11 en Estados Unidos el 10 de mayo, un paso que tuvo que dar para poner sus cuentas en orden y procurar un espacio para cubrir deudas. Tres meses después de este anuncio, la aerolínea que dirige Anko van der Werff, informó que ya había logrado tres acuerdos para obtener 1,200 millones de dólares de nuevos fondos bajo la estructura de financiación debtor-in-possession (DIP).

La razón de usar este tipo de figura es que la aerolínea podrá ofrecer a los posibles prestamistas del DIP un portafolio de activos en garantía más robusto para respaldar dichos préstamos.

Avianca tiene una flota de 158 aviones y 19,000 empleados con los que atiende 76 destinos en 27 países en América y Europa.

La aerolínea reanudará parcialmente a partir de esta semana sus operaciones en Colombia, suspendidas forzosamente debido a la pandemia de coronavirus.

El año pasado, Avianca movilizó 53.8% de los pasajeros nacionales, esto es 16 millones de pasajeros de los 29.3 millones que transportaron en el mercado doméstico las cinco principales aerolíneas (Avianca, Latam, VivaAir, EasyFly y Satena).