El presidente Donald Trump reimpuso aranceles de 10% a las importaciones de algunos productos de aluminio originarios de Canadá.

“A la luz de la información del Secretario de Comercio, he determinado que las medidas acordadas con Canadá no proporcionan un medio alternativo efectivo para abordar el daño amenazado a nuestra seguridad nacional por las importaciones de aluminio de Canadá”, argumentó Trump.

Por lo tanto, determinó que es necesario y apropiado volver a imponer el arancel ad valorem de 10% establecido en la Proclamación 9704, en su forma enmendada, a las importaciones de artículos de aluminio en bruto sin alear procedentes de Canadá, en proporción con el arancel impuesto a dichos artículos importados de la mayoría de los países.

Durante un discurso en una fábrica de Whirlpool Corp en Ohio para promocionar su agenda “Estados Unidos Primero”, Trump dijo que firmó la reimposición de los aranceles en defensa de la seguridad nacional.

La medida era “absolutamente necesaria para defender nuestra industria del aluminio”, dijo, según Reuters.

Canadá es la mayor fuente de importaciones estadounidenses de aluminio en bruto sin alear, representando casi dos tercios de las importaciones totales de estos artículos de todos los países en el 2019 y aproximadamente 75% de las importaciones totales en los primeros cinco meses del 2020.

Según el gobierno estadounidense, el aumento repentino de las importaciones de estos artículos de Canadá coincide con una disminución de las importaciones de esos mismos bienes de otros países y amenaza con dañar la producción nacional de aluminio y la utilización de la capacidad.

“Hace varios meses, mi gobierno acordó levantar esos aranceles a cambio de una promesa del gobierno canadiense de que su industria del aluminio no inundaría nuestro país con exportaciones y mataría todos nuestros empleos del sector, que es exactamente lo que han hecho”, dijo Trump. “Los productores canadienses de aluminio han roto su compromiso”.

Una fuente del gobierno de Canadá dijo a Reuters que el gobierno de ese país responderá aplicando aranceles a productos estadounidenses.

Canadá impuso aranceles similares a productos estadounidenses que van desde el bourbon hasta el ketchup cuando Trump impuso por primera vez aranceles al acero y al aluminio de Canadá y México en marzo del 2018.

La Cámara de Comercio de Estados Unidos calificó la medida como “un paso en la dirección equivocada” que aumentará los costos para las empresas y consumidores estadounidenses.

rmorales@eleconomista.com.mx