El viceministro de Altas Tecnologías Energéticas de Bolivia, Luis Alberto Echazú, informó que se prevé que la explotación del litio le generará al Estado boliviano ingresos por al menos 1,500 millones de dólares al año a partir de la puesta en marcha de las plantas de tratamiento, en 4 o 5 años.

De concluir estas plantas (de carbonato de litio, sales de potasio y materiales catódicos) en 4 o 5 años los ingresos por la venta de materiales catódicos y baterías de litio rebasarían ampliamente los 1,500 millones de dólares, (esto es) casi la totalidad de las exportaciones mineras , detalló la autoridad en el programa El pueblo es noticia de la televisora estatal.

De acuerdo con la autoridad, se prevé que la construcción de la Planta Industrial de Carbonato de Litio, en el salar de Uyuni, departamento de Potosí, empezará a mediados de este año y tomará un año hasta que esté concluida. La planta se puede construir en un año. Si firmamos el contrato (de construcción) entre mayo, junio o julio, estamos construyendo y arrancando a mediados del 2018 con las pruebas .

El segundo caso está con la Planta Industrial de Sales de Potasio, ubicada también en Uyuni, la que ya cuenta con 62% de avance. Esta planta está siendo construida por la empresa CAMC, que tuvo problemas mediáticos más que reales, y está en 62% de avance; tenía que montarse en 30 meses, pero la empresa dijo que lo haría en 28 , manifestó Echazú.

Echazú reveló que 25 empresas internacionales mostraron su interés en construir la Planta Industrial de Carbonato de Litio, en la región Uyuni-Potosí.

"Son 25 empresas de la más alta calificación, en resumen, son siete empresas chinas; dos de Inglaterra; cinco empresas de Bolivia asociadas con empresas extranjeras, una coreana, una de Estados Unidos, una de Rusia, tres españolas, una de México, una peruana y tres empresas alemanas", detalló en entrevista con medios estatales.

Echazú dijo que el proceso para contar con la empresa que se encargará de ese proyecto ya está en marcha, porque el martes ya se abrió la expresión de interés para la construcción de esa planta, que produciría al menos 15,000 toneladas de carbonato de litio al año.

"Esta primera fase va a preseleccionar las empresas que cumplan los requisitos de la más alta exigencia, sobre todo de robustez financiera y experiencia científica, tecnológica", indicó.

El Gobierno lleva adelante el proyecto de industrialización del litio, que demandará una inversión de 900 millones de dólares y comprende tres fases, de las que la primera fue concluida en su totalidad con la implementación de las plantas piloto, que en este momento están en plena producción, de acuerdo con datos del Viceministerio de Altas Tecnologías Energéticas.

El viceministro explicó que en la planta piloto se produce alrededor cinco toneladas de carbonato de litio por mes y dijo que esa cantidad se incrementará en el transcurso de los próximos meses.

"El último mes se han producido 5.4 toneladas de carbonado de litio grado batería y en un sólo turno, estamos ajustando las cosas para hacer dos turnos, estaríamos hablando de 10 toneladas al mes", señaló.

Echazú precisó que se espera que el proceso de licitación para la construcción de la planta de carbonato de litio concluya en junio de este año y se firme el contrato para su ejecución que se calcula termine a mediados del próximo año.