Luego de salir del Capítulo 11, proceso que duró 18 meses, Avianca renovó su modelo de negocio, combinando una propuesta de valor que incluye atributos del modelo low cost, al tiempo que conserva los diferenciales clave que han caracterizado a la empresa.

Ante la interrogante de si se mantendrá la idea de que este nuevo holding no cotice en ningún mercado bursátil del mundo, Adrián Neuhauser, CEO de Avianca, respondió que “al pasar a esta estructura nueva, la empresa dejó de cotizar, pero la intención de los inversionistas es que cotice y entraremos en discusiones de cómo, cuándo y dónde empezaremos con este proyecto para definir un mercado”.

La empresa ya empezó a funcionar bajo el nombre Avianca Group International Limited con domicilio en Reino Unido. Los nuevos accionistas de la compañía son los financiadores del DIP en su tramo B. Entre ellos se encuentran nombres conocidos como el grupo Kingsland de El Salvador, cuyo presidente es Roberto Kriete, y la aerolínea estadounidense United Airlines.

El CEO de la aerolínea señaló que este año no generarán utilidades. “Nosotros proyectamos que para finales del próximo año vamos a estar volando un itinerario parecido al de 2019 con recuperación de la demanda y un Ebitda bastante significativo, generando utilidades en 2023”.

Adrián Neuhauser señaló que confían en tener mejor eficiencia en sus operaciones, lo que se traduce en tomar mejores decisiones como la reconfiguración de más de 90 aviones y el fortalecimiento de la red punto a punto.