Entre marzo y junio de este año, dependiendo de la disponibilidad del combustible en Estados Unidos, arrancará operaciones uno de los sistemas de compresión de gas natural más grandes del país: del tramo El Encino-La Laguna, que la mexicana Fermaca operará para la Comisión Federal de Electricidad (CFE) durante 25 años con estaciones compresoras de Siemens.

Este sistema constará de tres turbocompresores que tienen un valor de mercado de 65 millones de dólares cada uno, para inyectar la presión necesaria al gas que fluirá desde la frontera hasta Guadalajara, al quedar concluida la totalidad del proyecto de 1,412 kilómetros de gasoductos de Fermaca.

Hugo Rivas, director en México y Centroamérica de la recientemente adquirida división de Oil and Gas de Siemens, Dresser-Rand, detalló a El Economista que los equipos modelo SGT750 constan de una turbina de 85 toneladas y una capacidad de 38 megawatts para generar energía. Además, tienen un compresor de 92 toneladas más, con lo que el sistema logrará una presión a la inyección del gas de 155,000 caballos de fuerza.

Explicó que los equipos con dimensiones de 15 metros de altura fueron traídos desde Suecia, en el caso de las turbinas, mientras que los compresores llegaron de Alemania a través del puerto de Altamira y tardarán 16 semanas aproximadamente en ensamblarse para quedar listos en la fecha de entrega que Fermaca pactó con la CFE. Es una instalación impresionante, un corredor de gas que van a tener para cumplir con los requerimientos de la CFE. El contrato de Fermaca es de 25 años y ellos a su vez tienen uno de mantenimiento de la misma duración con Siemens .

Presión de gas para 1,500 km

Por otra parte, Siemens concluirá en el 2018 la instalación del resto del sistema, mediante cinco turbinas más de modelo SGT400, que son más pequeñas, de 18,000 caballos de fuerza cada una, en los tramos que se conectarán desde La Laguna hasta Aguascalientes a través de Durango, donde habrá dos de estos equipos, y en el sistema que se conectará ahí, de Villa de Reyes hasta Guadalajara, donde se colocarán otros tres equipos, logrando una presión de 90,000 caballos de fuerza en los dos tramos.

En total, el sistema de compresión para esta red interconectada tendrá una presión de 245,000 caballos de fuerza para la importación de 1,500 millones de pies cúbicos diarios de gas, que la transportista de gas mexicana ganó al ofertar 1,295 millones de dólares en las tres licitaciones de la CFE.

[email protected]