En el 2012, los sectores laborales donde se concentraron los inmigrantes mexicanos en Estados Unidos fueron construcción, con 17%; hostelería y esparcimiento, 16%, y manufacturas, 14.3 por ciento.

En el 2007, el número de inmigrantes mexicanos ocupados en la industria de la construcción y extracción llegó a 25%, es decir, uno de cada cuatro inmigrantes mexicanos se desempeñaba como trabajador en ese sector económico.

Tras la crisis económica de EU, entre el 2007 y el 2009, esta tendencia se revirtió, debido a que muchos inmigrantes mexicanos que se empleaban en esos sectores quedaron sin trabajo.

La pérdida de empleo para los migrantes mexicanos en la industria de la construcción y las manufacturas parece obedecer al ciclo que presentan a nivel nacional; son sectores que tras la crisis económica tuvieron fuertes descensos y no han logrado recuperarse, informa BBVA Bancomer en su análisis Situación Migración .

En cuanto a los salarios, destaca que en el 2012, casi 43% de los inmigrantes mexicanos empleados en Estados Unidos ganó entre 10,000 y 20,000 dólares en promedio.

El estudio de BBVA Bancomer indica que entre el 2000 y el 2011 se observó una disminución en la proporción de migrantes mexicanos con ingreso salarial inferior a 20,000 dólares y, simultáneamente, un aumento de la proporción de migrantes mexicanos con salarios de 30,000 o más dólares al año.

En la comparación con otros grupos en EU, los migrantes mexicanos reciben en promedio menos ingresos que los provenientes de Canadá, Centroamérica, El Caribe, Sudamérica, África, Asia, Europa, y Oceanía, situación que de acuerdo con BBVA Bancomer se explica por los bajos niveles de escolaridad que presentan en general los migrantes mexicanos.