El consejo de BBVA, que se reunió este miércoles en Barcelona, modificó la composición de sus comisiones para dar entrada a los tres consejeros independientes que fueron nombrados en la junta de accionistas del pasado mes de marzo: Jaime Caruana, Ana Peralta y Jan Verplancke.

Caruana, exgobernador del Banco de España, formará parte de la Comisión Delegada Permanente del banco junto al presidente de la entidad, Francisco González, y su consejero delegado, Carlos Torres Vila, además de otros consejeros. Caruana también formará parte de las comisiones de Riesgos y de Tecnología y Ciberseguridad.

Por su parte, Ana Peralta, procedente de la consultora Oliver Wyman, se incorpora a las comisiones de Auditoría y Cumplimiento y a la de Retribuciones, mientras que el belga Jan Verplancke, ex responsable del área tecnológica de Standard Chartered, lo hace a la Comisión de Tecnología y Ciberseguridad.

Con el nombramiento de estos tres consejeros, el máximo órgano de gobierno de BBVA cuenta por primera vez con mayoría de consejeros independientes, siguiendo las recomendaciones de gobierno corporativo europeo. Del total de quince miembros, ocho son independientes.

CATALUÑA Y DIGITALIZACIÓN

El consejo de BBVA celebró en Barcelona su reunión mensual, en la que analizó, entre otras cuestiones, la evolución de los resultados del grupo en Cataluña, que representa 20% del total de su cartera nacional. A este respecto, el CEO del banco, Carlos Torres Vila, aseguró que "estamos muy satisfechos con la evolución de los resultados en Cataluña así como con los del conjunto de España".

Torres Vila se refirió también al avance de la digitalización en España, que calificó de "ejemplar", y ha recordado que a cierre de marzo el grupo contaba ya con 24 millones de clientes digitales, de los que 19.3 millones operan desde el móvil. El CEO de BBVA señaló que el objetivo de la entidad es que 50% de los clientes sean digitales a finales de este mismo año. Asimismo, anticipó que las ventas digitales representaron en mayo 40% "de todas las unidades vendidas, casi el triple que hace sólo dos años".

Por su parte, el presidente del grupo, Francisco González, destacó el buen momento que vive el banco, que "lleva más de una década trabajando en su transformación y ya estamos recogiendo los frutos. Pero no podemos quedarnos ahí, nosotros ya estamos pensando en los próximos cinco a 10 años", añadió.