Buenos Aires.- El Toluca sorprendió a Boca Juniors al derrotarlo por 2-1 (0-1) en Buenos Aires, en un entretenido partido jugado la noche del miércoles en el estadio La Bombonera, por la primera fecha del Grupo 1 de la Copa Libertadores de América 2013.

Carlos Esquivel (58) y Edgar Benítez (72) marcaron los goles de Toluca, mientras que el uruguayo Santiago Silva (22, de penal) convirtió para Boca.

El equipo escarlata, además, desperdició un penal que el arquero Orion le atajó a Gerardo Rodríguez (52) cuando Boca aún estaba en ventaja.

La derrota en su propio bastión significó también un duro impacto para el 'Virrey' Carlos Bianchi, el entrenador que llevó a Boca a ganar tres copas Libertadores de América, en su regreso al club auriazul luego de ocho años.

Con este resultado, Toluca, con 3 unidades, lidera el Grupo 1 tras jugarse la primera fecha, seguido por el ecuatoriano Barcelona y el uruguayo Nacional, ambos con un punto tras igualar 2-2 en Montevideo, mientras que Boca cierra la tabla sin puntos.

Desde el primer minuto Toluca puso en claro su consigna, presionar sobre la salida de Boca y tratar de discutirle la tenencia del balón, dentro de un desarrollo con mucho vértigo e imprecisión.

El encuentro parecía destrabarse para el local cuando Novaretti le cometió penal a Lautaro Acosta y el 'Tanque' Silva fusiló a Talavera con un remate violento que puso en ventaja a Boca.

Sin embargo, el gol no lo tranquilizó a Boca, y por el contrario, el equipo auriazul se mostró desordenado, a la vez que Toluca comenzó a manejar el balón con más frecuencia, comandado por la habilidad del veterano Sinha, encargado de manejar los hilos del equipo azteca.

Por el sector derecho de la defensa de Boca, Toluca encontró un campo enorme para trabajar en la ofensiva, y allí presionó Benítez sobre Cellay para habilitar a Tejada, pero el arquero se arrojó para salvar su valla.

A Boca, dentro de sus limitaciones, le quedaría una posibilidad para aumentar, pero Talavera salvó el remate del 'Burrito' Martínez que amenazaba con ingresar por el primer palo.

No cambió mucho el desarrollo en la segunda parte, y Toluca volvió a explotar el sector izquierdo de su ataque con una escapada de Benítez a espaldas de Cellay, pero Caruzzo le cometió penal, que Rodríguez disparó de manera débil y anunciada a las manos de Orion.

Lejos de desanimarse con las oportunidades fallidas, Toluca insistió, y el entrenador Meza acertó con los ingresos de Esquivel y Silva.

De hecho, en su primera participación, Esquivel anotó el empate, al escaparse en soledad por la derecha del ataque.

Nervioso y desconcertado, Boca fue en busca del triunfo y se acercó con un cabezazo de Silva que Báez despejó en la línea, pero en un contraataque veloz, Sinha colocó un pase perfecto a espaldas de Magallán para que Benítez, con un toque exquisito por encima del arquero, enmudeciera a los miles de hinchas locales en La Bombonera.

A pesar de las variantes realizadas por Bianchi, Boca no mejoró, y más allá de que tuvo el empate en un derechazo de Viatri que rebotó en el poste derecho, perdió de manera justificada ante un adversario que hizo su planteo a la perfección y le desnudó, en su propio terreno, un sinfín de errores que deberá corregir para no despedirse temprano de la Copa.

A su vez, Toluca se recuperó luego de tres derrotas en fila, y volvió a la Libertadores con un triunfo auspicioso, a expensas del finalista del año pasado, y luego de superar más de un obstáculo.

apr