Llegar al América por primera vez y avanzar hasta las semifinales luego de dirigir una campaña completa es un logro del que pocos pueden presumir en los torneos cortos. Tras ponerse a un paso de la final del Clausura 2012, Miguel Herrera ha emulado a Luis Fernando Tena, entrenador que hizo su debut en el banquillo azulcrema en el Apertura 2006 y logró disputar cuatro partidos de Liguilla.

Miguel España, ex jugador y analista de TDN, platicó con El Economista y expuso las razones por las que el Piojo ha tenido una campaña de ensueño en su presentación como estratega americanista.

Herrera convenció desde el principio a los jugadores para trabajar en su propio esquema. Creo también que se le han dado las cosas, ha estado bien y de buenas y poco a poco fue sacando resultados y se fue fortaleciendo al grupo. Hoy en día se pone como un serio candidato al título .

Sobre el principal factor para que Herrera esté a un paso de la serie por el campeonato, España no dudó en señalar que tuvo tiempo primero para hacer una buena preparación física que les diera la capacidad de competir. Después creo que el esquema que él impuso agradó. Además los jugadores en base a los resultados van tomando confianza, creciendo, son pequeños factores o ingredientes que te favorecen o perjudican .

Lapuente y Reinoso lo lograron en segundas etapas, Alfredo Tena y Gonzalo Farfán tras llegar de relevos

Carlos Reinoso en el Verano 98 y Manuel Lapuente en el Apertura 2010 regresaron a cumplir una segunda etapa con el club y lograron colarse hasta las semifinales de forma inmediata.

En el tema de los relevos en el banquillo, en el Invierno 97 Gonzalo Farfán tomó al plantel amarillo en la última jornada de la temporada regular y logró superar los cuartos de final. Dos años después, en el Invierno 99, Alfredo Tena dirigió los últimos ocho partidos de Liga y al final cayó en la etapa de semifinales.