Pachuca, Hgo. Panamá significará prácticamente una incógnita para México en el Mundial Sub-17. Y es que el próximo rival del Tricolor dirigido por Raúl Gutiérrez apenas ha hecho en nuestro país su debut en copas del mundo, en todas las categorías.

México, que buscará hoy en Pachuca el boleto a los cuartos de final, no tiene referencia alguna de los panameños en estas instancias, simplemente porque jamás habían calificado a un Mundial.

Las recientes referencias de Panamá son casi nulas. Se sabe que este equipo consiguió su primer e histórico pase a un Mundial de manera modesta, casi con lo justo. Apenas dos goles le bastaron en la eliminatoria de la zona a Panamá para meterse al torneo, en una situación inaudita, pero que al final hoy los tienen en octavos de final en México.

El equipo de Jorge Dely Valdés, exjugador y figura que, a pesar de estar desde el banquillo, es la mejor carta de presentación de su país en la competencia, cayó en su debut en la eliminatoria 1-0 con Estados Unidos y empató 0-0 con Cuba. A pesar de no anotar y sólo tener un punto, avanzaron a cuartos, fase en la que marcaron el gol que los metió a semifinales con 1-0 ante Costa Rica, que era una de las favoritas.

Ya a un paso de la final, toda Panamá tembló porque Canadá los superó 1-0 y ahora estaban obligados a ganar el tercer puesto, posición con la que se quedaron al marcar su segundo tanto en la eliminatoria ante Jamaica, escuadra que cayó en casa y vio cómo su rival se llevaba una histórica clasificación.

Ya en el Mundial, de nueva cuenta, dos goles fueron suficientes para avanzar, casi milimétricamente, como uno de los terceros lugares. El rival del México superó 1-0 a Burkina Faso, cayó 1-2 con Ecuador y fue derrotado 2-0 por Alemania. Sus tres unidades y su diferencia de -2 tantos no les impidieron clasificarse.

Todo parece indicar que el Tri tiene todo puesto para avanzar a cuartos.