Peyton Manning seguirá en la banca. Al menos así lo aseguró el entrenador de Denver Broncos, Gary Kubiak, quien confirmó que para el partido que enfrentarán el domingo próximo ante San Diego Chargers, el reserva Brock Osweiler será el quarterback (QB) titular.

Kubiak dijo que Osweiler está 100% preparado para iniciar su séptimo partido consecutivo, pero en el transcurso de la semana evaluarán a Manning para saber cuáles son las posibilidades que tiene de jugar.

Manning sufrió ruptura en la planta del pie izquierdo el pasado 8 de noviembre, cuando enfrentaba a los Colts de Indianápolis. De acuerdo con Kubiak, Manning ha entrenado en dos ocasiones de manera limitada.

Broncos tienen marca de 4-2 en seis inicios de Osweiler como titular, incluyendo dos partidos a tiempo extra contra Patriots y Bengals, que fueron sendas victorias decisivas. El equipo tiene marca de 11-4, es líder de la División Oeste de la Conferencia Americana (AFC), y ya tiene un boleto para estar en playoffs y buscará conseguir el descanso en la primera ronda.

Bryant se perderá último juego con Cowboys

El receiver de Dallas Cowboys, Dez Bryant, se perderá el último partido de la temporada el domingo contra Washington y probablemente tenga que ser operado nuevamente por una fractura del pie derecho.

Bryant se perdió cinco partidos por una cirugía en el pie que se fracturó en el primer juego de la temporada, y luego volvió a jugar tras otra operación para acelerar el proceso de recuperación.

El estelar receptor disputó ocho partidos consecutivos antes de ser baja la semana pasada en el juego ante Buffalo.

El entrenador, Jason Garrett, dijo que Bryant también tiene una lesión del tobillo izquierdo, y ha sentido molestias en la rodilla izquierda desde que volvió de la fractura. Cowboys tienen marca de 4-11 y no pueden clasificarse a los playoffs.

Bradley recibe respaldo de directiva

El entrenador en jefe de Jacksonville Jaguars, Gus Bradley, mantendrá su puesto por al menos una temporada más tras recibir el respaldo de la directiva.

Jaguars tienen marca perdedora de 5-10 y son penúltimos en la División Sur de la AFC cuando les resta sólo un partido para concluir la temporada.