En el seno de la Liga MX hay paciencia. No se inmutan porque desde el arranque de esta nueva era de nuestro balompié no se pueda cumplir con uno de sus objetivos primarios: darle espectáculo, buen futbol a los aficionados.

Tras cuatro fechas disputadas, un mes de competencia, el torneo de Liga mexicano promedia 2.5 goles por partido, una media aceptable. Donde no puede sentirse nadie satisfecho es en la revisión detallada de la producción goleadora de cada club de los 18 que conforman el campeonato.

Y es que seis conjuntos, un tercio de los equipos participantes, no alcanzan ni si quiera el promedio de un gol por partido. Chivas y Gallos Blancos son los más rezagados con dos anotaciones en cuatro compromisos. Después, con tres, aparecen Puebla, Monterrey, Pachuca y Cruz Azul.

A pesar de que muchos partidos han carecido de emociones y cinco de ellos se fueron sin ninguna anotación, tras ser cuestionado por El Economista, Decio de María, presidente de la Liga MX, aseguró que los juicios al compromiso de dar espectáculo a la afición se deben hacer en mucho más fechas .

Es un proyecto que va iniciando, los equipos se van conformando, unos más rápido que otros, vamos apenas en la fecha cuatro, es un proceso evolutivo que tiene que calificarse en mucho más fechas , dijo el directivo.

ROMANO SE VA TRES PARTIDOS

El entrenador de Monarcas, Rubén Omar Romano fue suspendido con tres partidos por la Comisión Disciplinaria tras sus actos que realizó el domingo anterior en el duelo de su equipo contra Chivas.

El reporte disciplinario aseguró en un comunicado que la sanción corresponde de la siguiente manera: Uno por hacer constantes reclamaciones y protestar las decisiones del cuerpo arpitral y dos más por insultar soezmente a los oficiales del partido .