El beisbolista venezolano Francisco Cervelli indica que ser receptor es la posición en el diamante que siempre elegiría para jugar. El pelotero de los Pittsburgh Pirates explica que el catcher acelera o calma el juego. Controla todo. El lenguaje corporal del catcher es importante porque tus jugadores te están viendo aseguró en charla con El Economista.

La campaña del 2017 será la décima para Cervelli en las Grandes Ligas. Fue adquirido por Pittsburgh el 12 de noviembre del 2014 y su estancia está asegurada hasta el 2019.

La temporada pasada firmó un contrato por 31 millones de dólares y tres años y su salario lo coloca en el séptimo lugar en relación con los jugadores que ocupan la misma posición. Francisco tomó el lugar que dejó vacante en la novena Russell Martin.

Jameson Taillon, pitcher de Pittsburgh, describió para el portal de la MLB que el venezolano hace que los todos los lanzamientos se vean buenos, incluso los malos. Esto te da mucha confianza . Es un jugador que se toma el tiempo para estudiar a los lanzadores.

El manager Clint Hurdle, reconoció que el receptor se caracteriza por ser alguien que le gusta aprender, preguntar y observa videos, se toma el trabajo en serio , es un jugador que impacta a la ofensiva y defensiva.

Cuando escuchas mucho ruido, lo que tratas de bajar todo a cero, porque el fanático influye mucho en el juego. Como catcher tienes que tratar de bajar el ritmo, especialmente, para tus compañeros y el pitcher .

En la fase regular 2016 registró un promedio de bateo de .264, impulsó 33 carreras y registró 86 hits, en 101 duelos.

Su participación en la campaña fue limitada por una lesión en la mano izquierda. En la etapa en la que formó parte de los Yankees (del 2008 al 2014). Joe Girardi, manager de los New York, se refirió en el 2009 a Cervelli como un niño que juega duro y capaz de manejar a los lanzadores.

El catcher fue parte del roster que ganó la Serie Mundial del 2009, cuando los Yankees vencieron 4-2 a los Philadelphia Phillies.

En el 2013, Francisco fue suspendido 50 partidos por violar el reglamento de uso de sustancias prohibidas y estuvo vinculado con el caso de la clínica Biogénesis y justificó que acudió a dicho lugar porque consideró que acortaría el periodo de recuperación de una fractura en el pie.

Refiere que, de los jugadores que ocupan su misma posición, uno de sus predilectos es el puertorriqueño Yadier Molina.

He tenido la oportunidad de jugar muchas veces en contra de él. Lo admiro, la manera cómo acelera y desacelera el juego .

¿Qué consideras que te hace falta por hacer en las Grandes Ligas? Ganar un guante de oro. Uno solo y ya soy feliz .

yesme.cortes@eleconomista.mx