Arturo Brizio conoce bien el camino de un silbante, vivió esa etapa y ahora le corresponde representarlos al ser elegido como el nuevo presidente de la Comisión de Árbitros.

Con mucho por hacer al frente de los jueces que actúan en el futbol mexicano, deberá trabajar en la técnica y en la forma que toman las decisiones los hombres de negro, que en los últimos meses han tomado mucho poder, al grado de parar la liga en la jornada 10 del Clausura 2017. Gilberto Alcalá, ex árbitro internacional, platicó con El Economista sobre qué es lo más urgente en la gestión de Brizio al frente de los árbitros.

NOTICIA: Reglamentos del futbol mexicano son letra muerta

Brizio que sustituyó a Héctor González Iñárritu expuso el día que se oficializó su llegada que trabajará en el tema del respeto y la disciplina.

La principal misión será platicar con un gremio que ha podido poner y quitar directivos. Los últimos meses los silbantes han tenido muchas cosas que han ganado con berrinches , señaló Alcalá.

Ganar credibilidad, otra de las prioridades

En cuanto a los aspectos que deben pulir sobre la cancha los árbitros, Gilberto expuso que uno de los más graves problemas en la Liga MX es que no existe una unificación de procedimientos , ya que en una misma jornada se sancionan de diferentes formas idénticas infracciones. Este mal, explica el especialista, se podrá atacar con trabajo en las aulas en donde se revisen videos y los lugares en los que se encuentran los árbitros durante los partidos.

En ocasiones hay descolgadas de los equipos y los árbitros quedaron muy lejos de la jugada. El árbitro puede ser bueno o malo pero debe de tener credibilidad, y esta solo se gana con decisiones similares a jugadas similares , argumentó Gilberto, quien recordó que en la pasada final se dejó de sancionar un penal en la recta final.

NOTICIA: A los árbitros se les paga 28.7 mdp al año para...

Con la llegada de Brizio, quien Alcalá asegura tiene la experiencia y la personalidad para cumplir con su responsabilidad, se espera que los jueces evolucionen en su nivel, ya que de acuerdo a los especialistas los últimos tiempos han existido trabajos terribles , que confían queden como un recuerdo ahora que el nuevo presidente de la Comisión de Árbitros comience a trabajar. Aunque ha quedado claro, antes de eso, deberá de negociar con sus dirigidos.

Se debe de marcar igual una falta al minuto uno que al 90, sin importar dónde sea ni a favor de quién sea , finalizó.

abr