El College Football NCAA tiene la reafirmación del matiz púrpura por segundo año consecutivo y tercero en sus recientes cuatro campañas.

Alabama Crimson Tide, segundo clasificado, se proclamó vencedor del BCS Championship al superar con holgura por 42-14 a Notre Dame, en Miami.

Si alguna vez el territorio de los Dolphins de la NFL fue una mala experiencia cuando Nick Saban los dirigió, el Sun Life Stadium sirvió para que el head coach de 61 años ganara su octavo trofeo colegial y cuarto para la supremacía en Estados Unidos.

De manera literal, sus pupilos arrasaron con los Fighting Irish desde que concluyó la primer mitad con la pizarra de 28-0 a su favor con touchdowns de Edy Lacy y T.J. Yeldon, por tierra, más dos envíos a las diagonales de AJ McCarron a Lacy y Michael Williams.

A Alabama le llevó 32 jugadas, 16 minutos de tiempo de control de balón y 284 yardas el mostrar su dominio en los cuartos iniciales, a lo que siguieron más unidades en el tercer cuarto a través del receptor Amari Cooper.

El quarterback Everett Golson quebró el cero para los número uno del ranking con touchdown por carrera. Ya en el último cuarto, McCarron conectó en las diagonales de nueva cuenta con Cooper. La anotación final de la campaña en el College fue obra de Golson con la mitad del tiempo por transcurrir para la culminación del duelo que repartió hasta 48 millones de dólares entre ambas universidades.

McCarron, con tres campañas de trayectoria, acertó 20 de 28 envíos, cuatro touchdowns y 264 yardas sin intercepción. Lacy llevó el ovoide 20 veces que le valieron 140 yds y Yeldon añadió 108 para un ataque que totalizó 529 yardas y consumió poco más de 38 minutos.

Con la satisfacción de lunes por la noche Alabama ingresó a sus vitrinas su título nacional número 15. Los 28 pts de diferencia en el marcador fueron la cantidad más alta desde que USC venciera 55-19 a Oklahoma, en el 2004.

Números

  • 15 campeonatos nacionales tiene Alabama
  • 8 títulos tiene Nick Saban
  • 13-1 el récord final de Alabama en la temporada